Con un grandísimo juego de Miles Bowman Jr, Tabaré derrotó cómodamente a San Telmo Rápido Sport y sumó su sexta victoria al hilo, lo que le permite seguir en lo más alto del torneo.

El cotejo comenzó con Xavier Cousté lastimando desde los laterales, mientras que el Santo también optaba por los tiros desde los 6.75, sumado a los aportes de Duvanced en la pintura. El dueño de casa buscaba atacar el eje de la defensa con Meira y Duvanced como principales exponentes, logrando que el juego estuviese parejo. Tabaré ajustó en la retaguardia y con una buena aparición de Miles Bowman Jr, quien sacaba faltas y caía al bajo, le permitía a la visita sacar una pequeña ventaja. Nuevamente San Telmo apeló a los rompimientos y fue con un tiro de Harina sobre la bocina que pudo recortar las diferencias y dejar el tanteador 24-21. 

El equipo de Palacios se cerró con una marcada zona 2-3, y además estuvo muy activo en el bloqueo, por lo que los tiros del local eran prácticamente inexistentes. En ofensiva, los del Parque Batlle también se hicieron presente en dicho apartado, con una gran labor de sus extranjeros. Meira con libres y robando algún que otro rebote era la esperanza del local, pero Tabaré seguía buscando a Glenn, que jugaba y hacía jugar a Cousté para que con visitas a la línea la diferencia de dos dígitos se solidificara. San Telmo no encontraba los circuitos en ofensiva y solo descontaba mediante libres, aunque también se vio incómodo por la presión del Indio en primera línea, llevándolo a anotar varios puntos de corrida. Sobre el final, el equipo de Masner siguió insistiendo y encontró una gran mejora en los dos lados que se cristalizó con un robo de García Morandi que terminó en doble y achicó las distancias para irse 43-32 al entretiempo. 

La segunda parte tuvo una fuerte presión del locatario, que además encontró una buen tándem con su dupla argentina en el bajo para poner un 6-0 inesperado. El gris del Parque Batlle no desesperó y con Glenn nuevamente moviendo los hilos desde el poste hizo que los goles empezaran a caer. El Santo rotaba la bola y con tiros de media y larga distancia se ponía en partido. Tabaré siguió atacando de forma directa a su rival y se ganaba los puntos desde la línea para poder mantenerse en pie. Por el lado del local, Harina tomaba la batuta con rompimientos centrales y encontraba buenos tiros, a lo que Palacios insistió en la marca agresiva y logró que sus dirigidos no culminaran las jugadas o perdieran la pelota. Cerrado atrás y eficaz adelante con Medina, Tabaré cerró el tercero 66-50. 

El periodo final tuvo a Medina nuevamente como gran arma ofensiva, ya sea atacando por el centro o por línea final. El dueño de casa aprovechó un descuido en defensa para que García Morandi pusiese una bomba, pero se perdió con un Nicoletti que salió por quinta y en ofensiva no podía intimidar a Glenn. La visita siguió a todo vapor con Medina rompiendo en primera línea y ganando muchos puntos desde el personal. Ya con el juego casi que liquidado hace rato y con cerrando con varios jóvenes de la casa, San Telmo maquilló los números pero Tabaré se terminó imponiendo  en cifras de 80-59 para seguir en lo más alto del certamen. 

LO DESTACADO

Aaaaaamigo, el partido que te mandaste. El bueno de Miles las tiene toditas: tiro corto, en el bajo, cayendo por el medio. Lo cierto que tuvo un pasaje bestial en el primer cuarto, en donde llegó a anotar 8 puntos de corrido. Terminó el juego con 21 puntos, 14 rebotes, 1 asistencia y 1 bloqueo en casi 30 minutos. Esto hizo que tuviera un +/- de 19 y una valoración de 28. Animalito de Dios.

UNO x UNO

Brun (4): En ataque pudo influir muy poco, en defensa también se lo vio muy sobrepasado. Harina (6): Siempre buscó inquietar desde el pick central, pero la defensa visitante lo leyó muy bien. Nicoletti (2): Totalmente apagado. El equipo necesitaba más de él y no asumió. Duvanced (6): Titánica batalla contra Bowman Jr, y si bien le pellizcó algún punto, no fue suficiente. Meira (6): Hizo de todo. Iba a cada rebote a dejar el alma frente a Glenn. Le faltó estar fino desde el triple. García Morandi (4): Tuvo un robo clave en el primer tiempo que hizo soñar al dueño de casa, aunque después se diluyó. Marchelli (3): Superado en el bajo y no pudo detener a los extranjeros rivales. Piñeiro (3): Entró en otra sintonía y no gravitó. Núñez (4): Pasaje desapercibido. Gómez (4): Pasaje testimonial. Masner (4): Sabía por donde iba el juego y llegó a estar a tiro, pero la virtudes propias del Indio y errores propios no forzados hicieron que al juego le sobrara medio cuarto. Debe mejorar de cara a lo que viene.

_______________________

Perdomo (6): Un gato de brazo de largo. Muy astuto para leer los pases del rival y sus robos terminaban en gol de su equipo. Medina (7): De menos a más. Tuvo un brillante fin de tercer cuarto y comienzo de último. Vital para que la renta no se cayera en el final. Cousté (7): Arrancó bárbaro con dos tiros a los Curry, pero después lo marcaron bien. Buena defensa. Bowman Jr (9): Destacado. Hombre totalmente desnivelante para la divisional. Glenn (8): No le pasan ni las balas. Es un titán en defensa y en ataque comanda todo desde el poste bajo. Rusch (6): Puso alguna que otra bomba y tuvo tiros claros importantes. Pernas (6): Puso un doble y falta clave para cortar el buen arranque del local. Rinde muchísimo. Ríos (5): Buenos minutos del pibe que de a poco va adquiriendo confianza. Abdala (5): Buenos minutos de rotación, dio lo suyo atrás. Wener (5): Poco en cancha pero metió una bomba que hizo delirar a la hinchada visitante ya en en cierre. Couto, Mazzarino (-): Pocos minutos en cancha. Palacios (7): La zona le dio resultados y dejó a su rival sin ningún argumento para dañarlo. Llega pipón a la última fecha de la fase regular.

VAR

Gonzalo Salgueiro, Walter Borio y Rodrigo Prando (6): Tuvieron alguna que otra jugada donde el criterio de las faltas varió, pero sacando ello n o tuvieron un juego polémico.

_______________________

LO DISTINTO

¿Acaso el fantasma de la Ópera estuvo por la calle Cardal? Lamentamos decirles que no, señoras y señores. Carlos Marchelli fue quién debió jugar el partido ante Tabaré con una máscara debido a un golpe en el tabique y claramente fue algo que no pasó desapercibido. Le faltaba ponerle un poco de celeste y negro para quedar a tono con la casaca del Santo.