Golden State Warriors venció en condición de visitante a Dallas Mavericks y quedó a un triunfo de meterse en las Finales de la NBA. Los de Texas buscarán el próximo martes evitar la barrida. 

Dallas Mavericks 100 - Golden State Warriors 109 (0-3)

Por el tercer punto de las Finales de la Conferencia Oeste se veían las caras Dallas Mavericks y Golden State Warriors. Los segundos venían de salir victoriosos en los dos juegos disputados en el Chase Center, el último de ellos luego de remontar una desventaja de 19 puntos. Los anfitriones estaban obligados a obtener a una victoria, ya que de lo contrario, caerían en un pozo del cual ningún equipo en la historia de la NBA pudo salir. Jason Kidd presentó un quinteto conformado por Luka Doncic, Jalen Brunson, Reggie Bullock, Dorian Finney-Smith y Dwight Powell. Por su parte, los dirigidos por Steve Kerr saltaron a la cancha con Stephen Curry, Klay Thompson, Andrew Wiggins, Draymond Green y Kevon Looney.

El encuentro disputado en el American Airlines Center presentó un inicio netamente favorable al conjunto visitante, que con un buen aporte ofensivo de Klay Thompson y Stephen Curry, conseguía abrir una prematura ventaja de doce unidades (19-7). El elenco locatario tenía serios problemas defensivos, mientras que en el otro costado dependía pura y exclusivamente de lo que pudiera generar Luka Doncic. Con el correr de los minutos, los de Texas fueron emparejando las acciones, siendo importante para ello la figura de Spencer Dinwiddie, que se sumaba a lo que continuaba realizando el armador esloveno. El segundo periodo fue mucho más parejo, destacándose en los de San Francisco el trabajo de Andrew Wiggins y Kevon Looney, que daban una gran mano tanto en ataque como en defensa. En los Mavs era vital lo que hacía Jalen Brunson, ya sea lanzando a distancia o atacando la canasta.

Al comenzar la segunda mitad, la visita se encontraba al frente en el electrónico en cifras de 48 a 47. En los primeros compases del complemento se pudo observar un trámite similar al del arranque del juego, con los de California teniendo el control absoluto de las acciones. Con los “Splash Brothers” haciendo de las suyas, los seis veces campeones de la NBA lograban tomar una diferencia de doce puntos (78-66). En ese lapso del partido, Dinwiddie era el único que sacaba la cara por el dueño de casa. Los dirigidos por Jason Kidd intentaron una reacción en el último periodo, más que nada a través de impulsos individuales de Doncic. Sin embargo, los comandados por Steve Kerr se mantuvieron firmes y terminaron cerrando el juego sin mayores inconvenientes. Finalmente, Los Warriors se quedaron con el triunfo por 109 a 100 y de esa manera quedaron a un paso de meterse en las Finales de la NBA.

En el ganador sobresalió la figura de Stephen Curry, que encestó 31 puntos y repartió 11 asistencias, bien acompañado por Andrew Wiggins con 27 tantos y 11 rebotes. Por el lado del perdedor, Luka Doncic aportó 40 unidades y 11 rebotes.

El cuarto punto de la serie se disputará el próximo martes, nuevamente en territorio texano.

Foto: Twitter Golden State Warriors (@Warriors)

PIM-PAM-PUM

🔥 MVP 🔥

En esta clase de partidos, Stephen Curry suele ser figura y Klay Thompson un buen escudero. Sin embargo, los Warriors cuentan en su plantel con un jugador que enchufado puede llegar a ser desnivelante. Ese hombre es el canadiense Andrew Wiggins, que esta noche tuvo una de sus mejores actuaciones en los playoffs. El pick número 1 del Draft del 2014 fue determinante tanto en ataque como en defensa, aportando 27 puntos, 11 rebotes y 3 asistencias en prácticamente 40 minutos que permaneció en cancha. Además, nos regaló una de las mejores jugadas de la postemporada, con una hundida soberbia en la cara del mismísimo Luka Doncic.

 

😮 LA SORPRESA 😮

Sorpresivo es el nivel que estamos viendo de Dallas en la serie. Los de Texas venían de tener dos series de playoffs muy buenas, primero eliminando a un siempre complicado equipo de Utah y luego dejando por el camino a Phoenix, que había sido el mejor equipo de la temporada regular. El escaso aporte de los jugadores de rol, como por ejemplo, Reggie Bullock, Dorian Finney-Smith y Maxi Kleber, provoca que Luka Doncic tenga que hacer prácticamente todo, ya que los únicos que le dan una mano son Jalen Brunson y Spencer Dinwiddie. Jason Kidd deberá esperar más que un milagro si quiere poner a los Mavs en las Finales de la NBA.

 

😭 LA DECEPCIÓN 😭

Que los Mavericks son Luka Doncic dependientes es evidente. Por lo tanto, para poder derrotar a estos Warriors, Jason Kidd necesita imperiosamente que algunos jugadores de un paso al frente. Uno de los que está capacitado para hacerlo en Reggie Bullock, un gran tirador a pie firme. Bueno, esto último lo podemos discutir si nos guíamos por lo visto en este partido. El ex Lakers no anotó puntos, fallando los diez tiros de campo que tomó, con un 0/7 desde la línea de tres puntos.

 

🏀 EL QUINTETO 🏀

Stephen Curry (Warriors), Luka Doncic (Mavericks), Spencer Dinwiddie (Mavericks), Andrew Wiggins (Warriors) y Kevon Looney (Warriors). 

 

💿 BONUS TRACK 💿

La NBA es uno de los mejores espectáculos deportivos, pero no solo por lo que sucede dentro de la cancha. Los yankees se encargan de brindar un show completo, que va mucho más allá de la pelotita. Muestra de ello es lo que sucedió en la jornada de hoy, en donde Charles Barkley, llegó al American Airlines Center montado arriba de un caballo. Sería algo así como que Carlos Peinado llegara al gimnasio de Larre Borges encima de un equino.

.