Luego de un flojo primer cuarto, Peñarol encontró en Tito Borsellino la llave para vencer a Malvín en cifras de 91-71 y puso la serie 1-0.

El comienzo del partido fue favorable a Malvín que comenzó dañando a su rival desde el tiro exterior. Por su parte, Peñarol buscaba a partir de las penetraciones largas dañar cerca del aro. Con el correr de los minutos, Malvín fue alejando a Peñarol de su zona de influencia y provocó tiros de larga distancia con bajos porcentajes. Sumado a esto, Wachsmann neutralizó a Roberts y no le permitió influir. Lo mejor del carbonero estuvo en las manos de Martín Aguilera, que se cargó con la ofensiva de su equipo y acortó la brecha. Algunas pérdidas en el epílogo del cuarto no le permitieron a Malvín extender la ventaja, pero de todas maneras el playero se fue 24-18 arriba en el primer chico.

Peñarol ajustó defensivamente y fue el único equipo en la cancha en el comienzo del segundo cuarto.  La segunda línea mirasol fue la encargada de emparejar las acciones, ante un Malvín que con la salida de Santiso y Wachsmann no fluyó de la misma manera. Con el correr de los minutos, el partido tomó temperatura y las imprecisiones estuvieron a la orden del día. Malvín dejó de ser un equipo colectivo, y dependió demasiado de las penetraciones, mientras que Flowers calentó la muñeca en Peñarol y Nicolás Borsellino se hizo inmenso en la pintura. La segunda mitad del período se vio desvirtuada por las faltas, en algunos casos “faltitas”, con las cuales ninguno de los 2 equipos pudo plasmar su juego. Peñarol sacó 5 sobre el final con puntos de Borsellino, para irse 46-41 al descanso largo.

Con problemas en el tablero electrónico comenzó la segunda parte, algo que con el tiempo se ha hecho costumbre y es parte de nuestro básquetbol. Peñarol se entonó con su gente y tomó máxima de 10 sin el mejor juego colectivo, pero ganando en las divididas. Malvín se estacionó en ataque y nunca pudo correr. Salvador Zanotta fue fundamental en la presión, mientras que Tito Borsellino hizo lo que quiso en el bajo para que el cabonero tome 15 de máxima. Malvín fue un cuadro demasiado liviano defensivamente, no hizo faltas en todo el período y dependió demasiado de los libres. El período se cerró 67-54 a favor de Peñarol.

 El último período mantuvo la tónica del tercero, con Peñarol siendo el protagonista del juego encontrando en su mejor exponente, Nicolas Borsellino, las manos para ampliar la renta. Malvín se limitaba a sacar faltas y a descontar desde la línea fácil. Promediando el cuarto, Malvín insinuó una reacción, llegando a ponerse a 10, pero un notable ingreso de Gianfranco Espíndola, poniendo 5 puntos al hilo, sentenció cualquier aspiración de Malvín de llevarse el juego. En el cierre Peñarol no hizo más que seguir extendiendo la renta, ante un playero que asumió la derrota y ya piensa en el segundo punto a jugarse el próximo martes.

LO DESTACADO

El hincha de Malvín creía que el peor karma era enfrentar hoy a Pablo López luego de su exitoso pasaje por el azul de la playa. Sin embargo, hoy se topó con un estupendo partido de Nicolás “Tito” Borsellino, quien fue factor determinante para que Peñarol consiga la victoria. El tres veces campeón con Malvín puso 20 puntos y tomó 3 rebotes, teniendo una valoración de 21. Hoy “Tito” espera el llamado de Alonso para ir a Qatar.

UNO x UNO

Santiso (6): De los pocos que quiso algo. Demasiado solitario por momentos y malhumorado porque las cosas no le salían a su equipo. N.Pomoli (3): Noche negra. Pasar página rápidamente. F5. Hilliard (6): No jugó mal, pero tiró demasiado de afuera sin estar en su noche. De todas maneras estuvo a la altura en un equipo que por momentos estuvo groggy. Holt (4): De sus partidos mas flojos del último tiempo, más que nada atrás. Perdió continuamente con Borsellino y Flowers. Wachsmann (4): Definitivamente no fue su partido. Comenzó bárbaro defensivamente hasta que se diluyó. Impreciso. Haller (6): Solución en cada uno de sus ingresos. Volvió a redondear una buena actuación. Bejarano (4): Demasiado solidario en ataque. Debe asumir muchísimo más, pero muchísimo eh. Capalbo (5): Sus minutos no habían sido malos, pero no volvió al rectángulo. F. Pomoli (-): Pocos minutos. Camiña (4): Se vio superado luego de un muy buen primer cuarto. Perdió en todas las líneas. Su equipo debe recuperar confianza y actitud.

_______________________

Zanotta (6): Defensivamente fue deluxe. Fue sacando del partido a Santiso hasta que lo terminó de malhumorar. Méndez (5): Venía teniendo un partido opaco hasta que apareció cuando Malvín esbozó una reacción en el final. Ahí vio el aro como una piscina. Aguilera (6): Cuando las cosas no salían era él el encargado de cargar con el equipo. Luego entró en las imprecisiones de las que nunca pudo salir. Flowers (7): Aportó un poco de lo que puede dar, y aún así fue importante. Malvín nunca lo pudo controlar. Roberts (4): Se vio superado por Kiril en el comienzo. Luego nunca pudo incidir con puntos, pero jugó de golero en su área y casi no perdió. Borsellino (8): Destacadisimo. García (5): No logró incidir ofensivamente, pero mostró su mejor versión defendiendo. Espíndola (6): Muy buen ingreso tomando rebotes y poniendo 5 puntos claves en un momento de quiebre. Soarez, Giano (-): Minutos con el partido liquidado. López (7): Planificó un partido largo y maniató a su rival. Lo presionó en primera línea, nunca lo dejó correr y mostró una gran progresión atacando. El punto pesa en lo numérico, pero aún más en lo anímico.

VAR

Gonzalo Salgueiro, Vivián García, Washington Chamorro (5): Por momentos no permitieron un juego fluido y eso afectó al espectáculo. Luego cambiaron el criterio.

_______________________

LO DISTINTO

Es menos distinto de lo que nos gustaría. Ya prácticamente es parte de nuestra idiosincrasia. El básquetbol uruguayo no sería lo que es si no existieran ellos. Si, los problemas en el tablero electrónico. Hoy nuevamente el juego se vio detenido en el tercer cuarto por problemas en el luminoso, que decidió reiniciarse dejando así el juego parado. Playoffs de Liga…