Aguada derrotó a Hebraica Macabi y Tras el duelo BT, conversó con Marcos Mata, que hizo jugar a los suyos ante la bajas de Leandro García Morales y Mathías Calfani.

“Difícil porque son dos puestos que los terminamos sintiendo. En mi caso, jugando de pivot y la rotación pasa a ser mucho más corta. Contento por haber conseguido la victoria, pero caliente por como se dio el final. En el juego tomamos buenos tiros, y si hubiéramos tenido mejores porcentajes, el partido hubiera sido otro”, manifestó Mata.

Mata analizó el juego: “Primero, tenemos que arrancar intensos y ya en el primer tiempo hicieron 46 puntos, es una barbaridad y más uno jugando de local. Luego, mejorar el cierre, porque sacar 10 puntos de cara a los dos minutos finales, es una buena ventaja. No puede pasar en un equipo como el nuestro. Ahora nos toca jugar contra Biguá y sabemos que tiene jugadores experimentados. Si no nos cuidamos podemos cometer los mimos errores”.

Nos cuenta que rol tomó ante las bajas: “Traté de darle una mano al equipo. Un poco mi juego, ayudar desde varias facetas al equipo. Hoy no estuvo Mathías Calfani, en el juego interior, tuve que tomar más responsabilidad; postearme tomar desciones de ir al aro. Ellos atrás se cerraron mucho y fui encontrando a mis compañeros para asistirlos”.

Y por último nos contó que deberían mejorar: “Colectivamente debemos estar más firmes y ser agresivos en defensa. En ataque, ser más consistente en el juego; por ahí el primer cuarto jugamos de una forma y en el segundo tuvimos lapsos. Buscar la ventaja y ser inteligente los 40 minutos, el mayor tiempo que se pueda”. Agregó: “En un minuto y medio nos descuentan 10 puntos, por errores propios y eso no debería pasar. Esto nos tiene que servir para los próximos juegos”.