Con Santiago Moglia como figura, Nacional venció de principio a fin a Olivol Mundial. Volviendo al triunfo luego de semanas complicadas.

Los primeros minutos fueron todos tricolores que con altos porcentajes de tiro exterior comenzó marcando la cancha e imponiendo el ritmo con el que se jugaría el partido. Morrison y Rüsch fueron piezas claves para que el bolso arrancara el match dominando y sacando diferencias desde el arranque. Olivol por su parte abusó del tiro exterior, con el que fue muy poco efectivo, y ni las individualidades nacionales u extranjeras, asumieron ofensivamente para que el equipo siguiera en partido. 
A pesar de alguna breve reacción, principalmente defensiva por parte de la visita, Nacional siguió dominando tranquilamente el encuentro, llegando a sacar una máxima de 19 puntos. Jefferson y Miller crecieron en los segundos diez minutos y sacaron diferencias en el bajo, para irse al descanso ganando 52-37.

El complemento continuó con la misma tónica, Nacional corriendo cada vez que pudo, lastimando generando situaciones favorables a sus internos y a partir de ahí distribuir sus ofensivas. Pero Olivol de la mano de Pierce y Wohlwend mejoró adelante, y llegó a colocarse hasta a 7 unidades del bolso, pasando la mitad del tercer chico. Aún así, Nacional con un Moglia punzante e incisivo, cerró mejor el periodo y encaró el último cuarto de la noche ganando por doce, 72-60.
Los diez minutos finales dieron para que Olivol se ilusionara con alguna que otra reacción, que no llegó a buen puerto ya que Nacional controló el match y lo cerró bien, con Moglia como figura. Fue victoria tricolor, en cifras 97-85.

LO DESTACADO

Santiago Moglia. Jugó como lo conocemos. Volvió a ser el de siempre. El que asume ofensivamente y lastima continuamente desde su 1×1, viniendo desde la banca dio soluciones al tricolor para encaminar y sentenciar un triunfo hiper necesario. Cerró su noche con 20 puntos, 5 rebotes y 2 asistencias.

UNO x UNO

Romero (6): Un relojito. Tiempista y siempre inteligente en las lecturas. Clave. Rüsch (7): Gran match de Pierino. Lo condicionó las faltas, pero fue importante en sacar la primera ventaja y en la conducción del equipo en gran parte del juego. Morrison (7): Lo de siempre. Un animal ofensivo. Otro que las faltas lo condicionaron, sino terminaba con algún que otro puntito más. Miller (7): Arañó el doble doble. No le hicieron ni cosquillas en el bajo. Jefferson (5): En lo suyo, rindió y aportó. Otro al que ni cosquillas le hicieron en el bajo. Noche tranquila. Moglia (8): Cambió el match. El hombre. El destacado. Volvió a ser él. Zubiaurre (5): Correctísimo ingreso. Dio soluciones en la base tras la salida de Pierino. Sacco y Prieto(-): Pocos minutos en cancha. Zylberzstein (7): Partido durísimo para dirigir por lo que había hablado en la interna tricolor -y también públicamente-. Su equipo fue superior de principio a fin y volvió al triunfo tras semanas complicadas.

_______________________

 

Danridge (7): El único ofensivamente q la altura. Varela (3): Insinuó alguna de sus rachitas, pero no llegaron. Pierce (6): Mejoró considerablemente su producción en el ST. Pereira (3): Peleadisimo con el aro. Ianguas (4): Literal jugó los últimos diez minutos. ¿Previamente? Poquisimo. Álvarez (4): Un par de sus clásicas bombas. Le costó imponer el ritmo que quería y pretendía el equipo. Wohlwend (6): Correcto ingreso. Fue revulvivo y le dio otra cara a Olivol. Cardozo (3): Se cargó rapidísimo de faltas en su impulso de defender a los foráneos rivales. Fernández (4): Hizo lo que pudo. Intento ajustar y buscar soluciones que nunca llegaron.

VAR

Julio Dutra, Andres Haller y Alejandro Nadrúz (6): Correcta noche de la terna, que llevaron de buena forma el partido, a pesar que por momentos pudo complicarse.

_______________________

LO DISTINTO

Como en el living de su casa… nada mejor que disfrutar un poco de básquet y en tu casa, verdad? Eso hizo el Fefe Trusich, jugador de la UA, qué pasó un ratito a ver cómo estaba el patio de su casa y se aprovechó para ver un buen match de Liga Uruguaya