El clásico entre Nacional y Peñarol, previsto a jugarse en el Antel Arena, cambiará de escenario.

Tras la situación de tensión entre ambas hinchadas, finalmente el Bolso decidió no abrir el escenario más grande de nuestro país, para recibir al equipo Carbonero. Tras horas de incertidumbre, el tricolor fijó Unión Atlética como el escenario del clásico, donde ha oficiado de local a lo largo de la temporada.

El horario el día del partido se mantienen, por lo que el viernes a las 19 horas, va a ir la pelota al aire en la calle Velsen. La venta de entradas será sólo para público local, al igual que en la revancha, donde Peñarol oficiará de local en el Palacio.