Patricio Prieto fue una de las figuras de Nacional desde el banco de suplentes, en la muy buena victoria del bolso sobre Capitol. El oriundo del club, que cumplió 19 años hace pocos días habló de su gran momento en el primer equipo albo.

Sobre lo importante que era el punto luego de perder ante Goes, y terminar el 2021 con récord positivo, dijo: “Por suerte se nos dio, veníamos de perder con Goes luego de lo que fue la victoria con Defensor, y este partido era el último del año, lo teníamos que sacar de arriba para terminar con récord positivo. Tenemos un equipo para jugar, no merecemos la posición en la que estamos, sino que podríamos haber estado entre los cuatro de arriba, ya que tenemos plantel para estar ahí. Si bien ellos venían últimos, era complicado y no queríamos perder el punto de ninguna manera. La tribuna ayudó, si bien éramos visitante, parecíamos locales”.

Tenemos gente para suplir las ausencias que teníamos hoy. Santi Moglia por ejemplo nos da una mano terrible en ambos costados, el Tortu (Martín Larrea) también, ya sea jugando o apoyando desde el banco. Piero (Pierino Rusch) que es una bestia subiendo la pelota y nos ayuda a todos. Esas ausencias, aunque Santi jugó un poco, nos bajó un poco el ánimo, pero supimos seguir jugando ante la falta de muy buenos jugadores” comentó sobre las ausencias de Nacional, aunque tuvo el plantel completo en esta jornada.

Sobre su debut hace pocas semanas ante Malvín, declaró: “Hay muchos gurises que sacrifican horario como yo, sacrifican mucho tiempo de ellos para llegar hasta acá. Leo (Zylbersztein) por suerte me dio la oportunidad, y yo trato de aprovecharlo al máximo. Trato de defender los colores como se debe, yo doy la vida por la camiseta de Nacional, me tiro de cabeza a cualquiera pelota, yo siento todo partido como una final. Cuando se lleva la camiseta de Nacional así se siente”.

Yo había jugado contra Biguá en un amistoso marcando a Sims, y demostré mi juego. Que podía tener la habilidad de defender a cualquier americano o nacional que se me cruce. Yo sabía que me iba a tocar, no sabía en qué partido podía ser, pero estaba pronto. Como tenía la confianza de mis compañeros, jugué tranquilazo como si fuese una práctica, y sigo jugando igual, con la confianza de mis compañeros y feliz” indicó Prieto sobre cómo vivió su debut previo al juego ante el elenco playero. 

En cierto momento del juego le tocó defender a Thomas que estaba muy encendido, sobre esa situación, expresó: “En un momento cuando entré me tocó marcar a Demian (Álvarez). Yo quería marcarlo a Thomas, y se me fue dando de poder aguantarlo. En un pasaje del último cuarto, él mismo me dijo: “Buena defensa”. Eso se valora mucho, porque que el propio jugador te diga que lo defendiste bien a uno le suma un montón. Yo siento que estoy preparado físicamente y mentalmente para marcar a cualquiera. En ataque tengo que mejorar abundante, en defensa también, pero para marcar al que me cruce ya estoy. Yo se lo digo a Leo, y lo hablo con él, que tengo la habilidad para hacerlo y marcar al que sea”.

Soy de Montevideo, tengo 19 años recién cumplidos, el 7 de diciembre por las dudas (risas). Siempre estuve en Nacional, me formé en el club, tengo mis amigos en la institución. Empecé a jugar por hobby, para hacer deporte, y a los 14 o 15 años con la Bruja Mancebo, quien fue el que me ayudó, para poder llegar hasta acá. Lo veía posible, tenía habilidad, la Bruja me dio para adelante, me dijo que tenía chances de llegar. Ahí fue cuando me puse como meta llegar a la primera, antes no tenía noción. Ahora mismo, capaz algún jugador de primera me puede decir: “No te conozco”, pero yo lo marco como si fuera el mejor a cualquiera. Se me dio la oportunidad, la aproveché, y la quiero seguir aprovechando” dijo el pibe presentándose ante el público de Nacional.