Malvín logró quedarse con el tercer puesto de la Copa de Oro de la LFB, tras superar a Remeros. Una de las figuras fue Carolina Fernández, que terminada la temporada, habló con Básquet Total.

La Playeras se habían armado para pelear por el título. No cumplido el objetivo, la menor de las Fernández hizo un balance de lo que fue el torneo: “No era nuestro objetivo, que era salir campeonas como todos los años, no se dio. Pero con lo que nos quedamos es que tenemos muchas cosas para mejorar. Concentrarnos para el año que viene poder mejorarlas y salir campeonas”.

En los torneos en el CEFUBB, Malvín no tuvo la regularidad con el tiro a la que nos tiene acostumbrados y Caro, palpitó la vuelta a la cancha de los clubes para el torneo que viene: “Ojalá el año que viene no sea todo el año acá en el CEFUBB, que es una cancha neutral y no tenemos como entrenar para poder tener esos porcentajes, que realmente tenemos, porque tenemos buenas jugadoras para meter de tres”.

La Playa contó con el equipo más extenso del torneo y Carolina contó acerca de la rotación y la repartición de minutos: “Eso fue algo que nos costó, que el Cabeza (Serdio) lo ha hablado mil veces con nosotras, que no siempre vamos a jugar 20 o 30 minutos, sino que tenemos un plantel larguísimo, que es él el que se tiene que encargar de manejar los tiempos y lo hizo bastante bien”.

Fernández a pesar de haber tenido arreglada Universidad en Estados Unidos, decidió volver a Uruguay. De su futuro contó: “Por ahora, tengo pensado quedarme acá. Fue por eso que tomé la decisión de quedarme, por estar con mi familia, mis amigos y realmente quería volver a jugar con Malvín. Para el año que viene, jugar de nuevo acá y ojalá salir campeonas, es nuestro objetivo”.

Carolina también habló de un año en el que crecieron la cantidad de equipos competitivos: “Es una alegría que realmente la Liga este creciendo. Se ha notado un montón, este año sobre todo, que no eran dos o tres equipos que eran los competitivos, sino que fueron muchos más. Tuvimos un partido muy parejo contra Aguada, que hace muchos años, capaz que no pasaba. Remeros nos tocó perder. Hebraica, perdimos, pero realmente es una alegría que hayan clasificado a la final porque fue su primer año. Estoy muy contenta de que la Liga siga creciendo”.