Luego de tres alargues, Nacional derrotó a Olivol Mundial en cancha de Larre Borges. Tras el encuentro, Básquet Total charló con Santiago Moglia, una de las figuras nacionales del conjunto albo.

“Fue un partidazo, increíble, donde sufrimos hasta el final y por suerte se dio para nosotros en la última pelota”, comenzó diciendo el “10” tricolor.

A pesar de la buena diferencia de 23 puntos que tenía, Nacional no supo mantenerla y el partido fue cuesta arriba: “Ellos empezaron a presionar mucho y nosotros nos estancamos en ataque. No pasamos bien la pelota y nos corrieron la cancha, se fueron viniendo arriba y se tornó un partido parejo. Por suerte se terminó dando para nosotros”.

De atrás, Nacional supo cómo definir el juego: “Tenemos todos jugadores de mucha jerarquía en este equipo, que saben jugar finales y por suerte se dio para nosotros, pero lo pudimos perder perfectamente. Hay que estar más concentrados y jugar con esa concentración e intensidad para mantener así las diferencias que sacamos”.

En los papeles, los albos eran superiores, pero Olivol Mundial demostró estar a la altura: “Olivol es un rival durísimo. Vimos vídeos y son un equipo muy duro y teníamos conocimientos de sus jugadores. Hay que tener presente que en esta Liga no hay partidos fáciles, hay que salir a pelear todos los partidos con las armas que tenemos”.

Los tricolores buscan seguir por el mismo camino que temporadas anteriores: “Queremos seguir de largo como las últimas Ligas”.