Aguada es un equipo que está en construcción, todavía está verde, pero muestra un nivel colectivo de alto vuelo, Tyreek Duren desde el banco es la manija clave, Leandro, fundamental, Calfani figura así fue cómo le ganó de principio a fin a Peñarol 84-70.

El partido inició mejor para Aguada con muy buen trabajo de Mata en ataque, poco a poco el aurinegro corrigió atrás y los dirigidos por Seoane perdieron muchas bolas. Aguilera demostró lo mejor en Peñarol en ambos sectores, pero los de la Avenida San Martín con Leandro y el ingreso de Duren (dos bombas tremendas) abrió doce, 25-13. Peñarol defendió mal, pero buscó seguir en partido, de hecho cerró el chico con doble del Tito Borsellino sobre la chicharra que puso el 27-18 para el aguatero.

El segundo cuarto continuó con la misma tónica, Duren marcó el ritmo de juego para Aguada que incluso se asoció muy bien con Calfani desde el pick y abrieron 14 de máxima (34-20). Al mirasol le costó convertir, Liggins tuvo poca participación, Roberts fue el que más quiso pero en la pintura estuvo bien contenido, cuando se abrió, lastimó. La efectividad del aguatero bajó y Peñarol mostró otra cara en ofensiva, aparecieron Espindola y Flowers para achicar a cinco (40-35). Seoane pidió minuto y corrigió, demostró que no puedes ni pestañear ante su equipo porque te liquida, con Calfani, Duren más un triple de Izaguirre sobre el cierre del primer tiempo colocaron un 10-2 y el tanteador de 50-37.  

La vuelta del descanso largo fue con una efectividad mortal desde más allá de los 6.75. Aguilera y Flowers fueron los más incisivos en el manya mientras que Izaguirre con su mano hirviendo se destacó en el aguatero. El partido se hizo un tanto entrecortado por las faltas, con casi cinco minutos por jugar ambos ya estaban comprometidos en colectivas. Peñarol estiró la defensa y dio resultados, García fue sobre Duren para que no saliera cómodo, las ayudas estuvieron atentas, el porcentaje de Aguada bajó, el aurinegro a base de libres achicó y cerró seis puntos abajo, 60-54.

El último cuarto se abrió con un 4-0 de Peñarol de la mano de Flowers y Roberts. Seoane no demoró en pedir minuto, pidió tiros seguros y así fue cómo los suyos respondieron con dos bombas al hilo Calfani primero y García Morales después (66-58). Esa renta le permitió manejar el partido con otra claridad, los dirigidos por López buscaron con Roberts y Diego García como pilares. Cuando Aguada la tenía fea, apareció Duren, tomó el partido para él con siete puntos casi que al hilo le dio renta a los de San Martín de 12 (78-66) y con cuatro minutos por jugar, Pablo López quemó su último tiempo pero los suyos no respondieron. El aguatero no bajó el pie del acelerador, liquidó las acciones incluso dos minutos antes,Seoane mandó a los pibes al rectángulo de juego y selló el triunfo 84-70

Aguada estuvo toda la noche arriba en el marcador, Seoane tiene una idea de juego que el equipo poco a poco va madurando, se respetan los momentos y tiempos de los jugadores, sin lugar a dudas que este equipo va a ser animador y quiere dar que hablar en el cumpleaños número 100.

LO DESTACADO

El partido que hizo el aguatero desde el perímetro fue de destaque, porque no es un sólo jugador el que metió, sino que cinco componentes encestaron desde más allá de los 6.75 con una efectividad colectiva del 63% en la primera mitad, que luego bajó levemente para el porcentaje final del partido a un 54% (12/22). Como si fuera poco Leandro (4/4), Izaguirre (3/3) y Calfani (2/2) no erraron desde ese sector de la cancha.

UNO x UNO

Bavosi (5): No estuvo fino en el lanzamiento a pie firme, en la conducción es claridad asegurada. García Morales (8): Leandro, siempre Leandro, cuando las papas queman, su mano también y no falla. Mata (6): Empezó muy bien y se fue diluyendo con el paso del tiempo. Calfani (8): Volvió para ser desnivelante y vaya si lo está siendo. Te liquida abajo y no erró de tres, una bestia. Varnado (5): A/C y D/C así se puede dividir su pasaje en el partido. Antes del codazo en la boca desequilibró, después del mismo se nubló. Duren (8): Capicúa, empezó siendo una máquina, después bajó un cambio y terminó siendo la manija del triunfo. Izaguirre (6): A pie firme no erró, seguridad, confianza y efectividad garantizada. Pereiras (5): Clave para dar aire y pierna en defensa, no tuvo muchos minutos pero fue efectivo. Silva, Stoll, Brun, Silveira (-): Pocos minutos. Seoane (8): Tiene un equipo largo y sabe usarlo a la perfección, respeta los momentos de los jugadores y por ahora todo marcha viento en popa.

_______________________

García (6): Gran labor defensiva, debe asumir más a la hora de buscar el aro. Liggins (4): No termina de cuadrar, intermitente, para ser extranjero, poco. Aguilera (6): Fue el más claro en el comienzo en ambos sectores, después perdió protagonismo. Flowers (7): Demuestra una mano más que interesante, necesita lanzar más. Roberts (7): Un guerrero, juega y hace jugar, a veces se olvidan de buscarlo y hace todo simple. Giano (5): Es un bastión importante en defensa, se cargó muy rápido de faltas y eso lo condicionó. Zanotta (5): La claridad que lo caracteriza en la conducción no estuvo presente, se lo vio entreverado. Borsellino (5): No pudo en el poste, intentó contagiar con las ganas pero con eso no alcanzó. Espindola (5): No estuvo mucho en cancha, da aire en la rotación. Soarez (5): Alterna para prenderse en defensa, no pudo con Calfani en el bajo. López (5): Impone su sello defensivo pero le está costando al equipo en ataque y eso lo siente mucho.

VAR

Andrés Lahule, Martín Fernández, Fernando Pastorino (6): La terna arbitral llevó el partido de gran manera, se los vio firmes y sólidos en cada pitazo. Los jugadores ayudaron y mucho

_______________________

LO DISTINTO

Leandro García Morales se llevó la gran mayoría de los flashes. Sabemos que es un distinto, pero hoy fue más, su remera, emblemática, con el número 100 en las espaldas rindiendo homenaje a la institución que está de festejo cumpliendo un siglo de vida.