El partido comenzó con un doble rápido de Colman para darle la primera ventaja a Larrañaga. Del otro lado, al Deportivo Paysandú le costó encontrar su gol (falló sus primeros cinco tiros), hasta que finalmente cayó un triple de Modernell.

Con apenas un minuto y medio transcurrido comenzaron los problemas con el reloj, que derivaron en la suspensión del partido. Desde la cancha de Deportivo Paysandú viajó un reloj con el que se esperaba pudiera reanudarse la acción, pero no llegó a tiempo. Luego de aproximadamente 25 minutos de espera, Mauricio Correa tomó la decisión final.