Bohemios consiguió una victoria importantísima ante Aguada para mantener sus ilusiones por conseguir un lugar en la Copa de Oro. Luego del partido, Básquet Total habló con Victoria Cantero.

El equipo de Pocitos logró mantener una alta intensidad que fue clave para sacar diferencias y llevarse el partido. Sobre esto, Cantero dijo: “Es resultado del trabajo que venimos haciendo en los entrenamientos. Conseguimos mantener una gran intensidad y además, estar muy concentradas en el juego. Hemos mejorado en ese aspecto con el correr de los partidos. Quisimos marcar el ritmo desde el principio y considero que lo logramos”. 

Uno de los puntos a destacar, fue la muy buena efectividad en tiros desde el perímetro que tuvieron durante el segundo cuarto, lo que les permitió destrabar el juego. La número “7” destacó: Venimos tratando de mejorar tanto con las grandes abajo del aro, que le venimos sacando mucho jugo, como con la mano de tres. Hoy se pudo ver en cancha, estamos entrenando mucho el triple”.

La jóven jugadora marrón hizo alusión a su rol en el equipo, a la confianza y crecimiento que ha tenido gracias a Matías Gallo, su entrenador: “Mi rol es más que nada defensivo. Yo sé que el 1×1 no es mi fortaleza, pero intento mejorar. En ataque, con el tiro de tres puntos cada vez me suelto un poco más. Detrás de todo esto están los entrenamientos y el entrenador, que me sigue aportando mucho, dándome confianza con cada minuto que me da. Él pretende eso, que yo muestre confianza en mis compañeras, que no entre con miedo y de a poco lo estoy logrando, hay que seguir creciendo”.

Para finalizar, la jugadora del conjunto de Pocitos, hizo referencia a los puntos por mejorar de cara a los últimos juegos de la fase final: “Nosotras estamos jugando cada partido como si fuera una final. Tenemos que crecer en todos los aspectos del juego. Pensando en lo que queda, tenemos que seguir marcando la intensidad y conseguir no bajar nunca en los 40 minutos”.