Colón venció a Verdirrojo por 81 a 74. Martín Mayora, quien fue clave tanto en la conducción como en la defensa sobre Dotti, habló con Basquet Total.

Sobre cómo se dio el partido, Mayora dijo: “Fue un partido muy difícil. Verdirrojo es un cuadro aguerrido, sabíamos que no se iba a rendir y que iba a pelear hasta el final. Creo que pudimos controlar el partido. El plan de juego salió y pudimos defender a los mejores jugadores de ellos”.

Colón venía de dos derrotas consecutivas (Sayago y Danubio), por lo que era fundamental conseguir una victoria en la última fecha: “Lo importante para nosotros era ganar porque veníamos de un bajón de dos partidos. Habíamos entrado en una depresión colectiva y teníamos que sacar esto adelante”.

Colón entró al último cuarto con ventaja de 15 puntos, pero Verdirrojo reaccionó y llegó a ponerse a 4. Sobre este punto, Martín dijo: “Es básquetbol y es Metro. Son cosas que pasan. Yo en la cancha notaba que lo íbamos a cerrar bien, aunque sabíamos que ellos iban a pelear. En estos partidos hay muchos fallos arbitrales y muchos libres sobre el final. En este Metro no es final ganar en finales cerrados”.

Debido a la corta rotación de Colón, Mayora jugó 39:20 minutos. A pesar de haber descansado tan solo 40 segundos, dijo: “La verdad es que estoy bien. Entreno para esto. El partido fue muy exigente porque tuve que marcar a Dotti todo el partido, intentando que no reciba, y aparte ponerle la velocidad al ataque. No es que no esté cansado, porque lo estoy, y aparte jugamos hace 48 horas. Ahora a limpiar la cabeza y sacar el partido contra quien nos toque”.

Colón depende del partido de Danubio para saber si termina en el puesto 5, 6 o 7. “Es mentira eso de que para ganar tenés que ganarle al mejor. Vos tenés que ganarle al que te toque. A veces los cruces te favorecen y a veces no. Tenemos que esperar al partido de Danubio, que si pierde nosotros quedamos quintos. Juegan contra Larre, y sé que Larre quiere buscar ese número uno. El que toque va a tocar, y el puesto que nos toque será por nuestra responsabilidad y hay que afrontarlo”, explicó Martín.

Por último, Mayora hizo una evaluación general de la fase regular de Colón: “Creo que fue buena. El torneo es muy parejo, y al ser tan pocos partidos un solo resultado te cambia mucho el número donde quedás en la tabla. Terminamos con récord positivo, pero estamos un poco decepcionados porque queríamos estar un poco más arriba y sabemos que fue responsabilidad nuestra no lograrlo. El pasado es pasado, hay que pensar en el futuro y lo que toque será bienvenido”.