Con una asistencia riquelmeana de Glenn, Larre Borges venció a Colón en un encuentro que lo tuvo por delante siempre, pero lo liquidó recién sobre el cierre.

La primera mitad del juego tuvo como dominador a Larre, que cargando el bajo y lastimando desde el perímetro, abrió pequeñas ventajas desde el principio del match. Pero no solo eso, sino que defensivamente fue muy bueno lo echo por los dirigidos por Nieto, que en una defensa zonal complicaron ofensivamente a Colón, que le costó un montón encontrar el gol.

Para colmo, la pasividad del equipo del Colo Reig en el rebote ofensivo, le costó carísimo casi sistemáticamente, donde Glenn hizo estragos en el bajo, generando su propio gol o asistiendo a sus compañeros. De esta manera, y con buenos ingresos desde el banco, Larre se fue al descanso ganando 37-23.

Y cuando el match parecía liquidarse tempranamente en el tercer cuarto, cuando Larre había sacado la máxima de 17, bajó de a poco la intensidad y Colón no lo perdonó. Empezó a reaccionar de a poco, y sobre el cierre del tercer chico se puso oficialmente en partido, con Espíndola siendo importante desde la intensidad, junto con la conducción de Mayora y la calidad de González, el equipo de San Martín y Fomento se puso a 5 puntos con un cuarto por jugar.

Y el epilogo tuvo varias idas y vueltas, donde Colón no supo capitalizar el mal pasaje ofensivo de Larre y lo bien que defendió durante este pasaje, adelante. Logró seguir en partido y llegó a ponerse a tres entrando al último minuto de partido, pero con una asistencia deluxe de Glenn y posterior gol de Zubiaurre, el cuadriculado liquidó el partido, en cifras definitivas 73-67.

 

EL GRITO

¿OTRA VEZ, BO?

Fue el grito del asistente técnico del Colo, que explotó cuando Larre hizo por tercera vez la misma jugada para que su extranjero anotara en una bandeja sin marca.

UNO x UNO

Mayora (6): Fundamental en la reacción. No cerró bien el juego y su equipo lo sintió. Trelles (6): Es clave en este Colón. Tuvo baches, pero asumió siempre, aun sin aportar tanto desde el goleo. Espíndola (6): Revulsivo para mantener a Colón vivo en el peor momento. Gonzalez (7): El hombre de San Martín y Fomento. Esa vinchita le da poderes Bouzoutleanos. Daniel (7): Se banca el ringui ranga a morir. Le rinde bárbaro al Colo. Leites (5): Correctísimo en los minutos que le tocó. Debe animarse más en ofensiva, tiene con qué. Ramírez, Delgado (-): Pocos minutos en cancha. Reig (5): Dio la sensación que si reaccionaba un par de minutos antes se lo ganaba. El equipo depende pura y exclusivamente del tono defensivo que imponga, para bien o para mal.

_______________________

Zubiaurre (6): De a poco, va retomando su nivel. Hoy mostró cositas, de esas que el sabe. Álvarez (7): Gran noche de Demian. Clave en momentos determinantes. Pereira (5): Atrás aportó un montón. Adelante le dio más protagonismo a los compañeros. Barriola (6): Bienvenido al show, Miguel. La Unión feliz de tenerlo. Le va rendir un montón. Glenn (8): Ricky, que asistencia metiste ¡Por favor! Está jugando un montón, hoy fue clave otra vez. García (7): El Rayo McQueen. Juega a otra velocidad. Fundamental su ingreso para darle otro ritmo a Larre. Acevedo, Borrallo (-): Pocos minutos en cancha. Nieto (6): Primera vez con plantel completo y mostró cosas interesantes. La zona le dio de comer más que el 4-4-2 a el Maestro Tabarez. Debe mejorar los baches que le han costado partidos.

VAR

Gonzalo Salgueiro, Washington Chamorro y Valentina Benitez (8): Gran noche gran de la terna. Llevaron correctamente una noche tranquila, sin complicaciones.

_______________________

LO DESTACADO

¿Es Ricky Glenn o Roman? Qué partido y QUÉ asistencia tiró este muchacho, por favor… Nuevamente fue de lo mejor de Larre, que cuando logra hacerlo entrar en partido y generarle situaciones favorables, hace destrozos. Hoy, además de una asistencia deluxe, metió 16 puntos, 14 rebotes (sí, catorce rebotes) y 5 asistencias (una de ellas para ganar el match) Masomeno, Ricky…

EL TERMÓMETRO

“Cobran todo para ese lado” tiró un directivo de Colón, que se quejó del arbitraje a falta de 5:30 para finalizar el partido. Y se la jugó poniendo un poco de calor al juego cuando estaba chato chato. Se la jugó gritando, ya que, al principio del juego, Salgueiro marcó la cancha echando a un allegado del equipo de San Martín y Fomento. Guapo guapo el directivo, eh.