Un nuevo campeonato, se vuelven a encontrar Guido Fernández con su querido Danubio. La confianza de la directiva y las ganas del entrenador son claves para este desafío. De esto y más, habló el DT franjeado en nuestra ronda de notas con entrenadores de El Metro.

Volver a ser el entrenador jefe de Danubio. ¿Te da otra tranquilidad a la hora de trabajar?

Cuando se repiten y se respetan los procesos es cuando hay confianza de ambas partes. Tengo la tranquilidad de tener el respaldo que te deja trabajar y buscar mejoras.

El Metro pasado terminaron en las posiciones bajas del torneo. ¿Qué te pidió la dirigencia de cara a esta nueva oportunidad?

Que respetemos lo trabajado en todos estos años de Danubio Básquet, contagiando al hincha y dando todo en cada partido. En la cancha y en el banco, apoyando desde donde me toque, sabiendo que hay gente atrás que sufre y goza por lo que uno hace.

Para esta temporada. ¿Cuál es el objetivo?

 Alcanzar algún puesto de Play Off interesante y ser competitivos todos los partidos.

¿Cómo se viene entrenando?

Arrancamos temprano a entrenar pero sin la totalidad de fichas y extranjero que todavía estamos esperando. Ganás por un lado y perdés por otro porque no es tan real.

Esta temporada vas a contar con Sebastián Álvarez. ¿Cómo lo definís y que esperas de él?

Disfruto de tenerlo en el plantel y veo un gran potencial, experiencia y recursos. Siento que no pertenece a esta divisional, está para más, lo ayudaremos en este proceso para que en el país se lo valore más.

 Volvés a contar con jugadores que repiten. ¿Qué esperas de ellos? ¿Qué pretendes y le vas a pedir?

Ese plus de conocernos y saber que es lo mejor que pueden aportar para el equipo. Tienen la confianza del cuerpo técnico, directiva e hinchada, por eso siguen. Les pido que disfruten y representan al grupo desde donde les toque estar.

 En cuanto a lo personal. ¿Cómo te definís como entrenador?

Me defino como entrenador de las nuevas generaciones, que tomó mucho de las anteriores, pero que busca implementar su idea. Fui jugador y entiendo muchas cosas de cómo el jugador se siente y que espera de un DT.

¿Qué repercusiones quedaron de aquella jugada tan mencionada?

Las mejores. Es muy común que con gente que no veo seguido me identifiquen con el nombre del ascensor. Disfruto eso sabiendo que los jugadores la ejecutaron a la perfección la jugada. Por tema de conectividad ha llegado a todas partes y su difusión también, como en este caso por ejemplo, es gracias a los medios periodísticos.

Un mensaje para la hinchada de un equipo popular para la divisional que no pueden concurrir.

Sabemos que están presentes. Háganse notar como siempre, banquen en las buenas y en las malas. Queremos ganar y llegar lo más lejos por nosotros y por ustedes. Juntos, somos más fuertes.