República Checa derrotó con gran comodidad a Grecia en la final del cuadrangular en Victoria y así se clasificó a los Juegos Olímpicos de Tokio. La pregunta que nos hicimos a lo largo de toda la noche quienes vimos el partido fue ¿Y si aquella bola entraba? Mejor no pensarlo más…

República Checa hizo un partidazo y una fase semifinal y final redonda, la realidad es que nosotros, con nuestras virtudes, con nuestra humildad, estuvimos a tan solo una bola de dejarlos afuera de todo, hoy, son justos clasificados a Tokio tras vencer con comodidad a Grecia.

El comienzo del partido fue todo para los checos, intensos en defensa y muy claros en ataque con vías de gol por todos lados Satoransky hizo jugar, Vesely dominó la pintura, Bohacik aprovechó los espacios y abrieron 14 (20-6). Grecia ajustó tras minuto Pitino lo hizo de a mano de Larentzakis y algo de Calathes, así achicaron, pero Auda con 10 unidades al hilo para los checos sentenció el primer cuarto 32-22.

Para el segundo cuarto los helénicos presionaron y corrieron la cancha con Sloukas y el buen uno por uno de Papagiannis, así achicó a una bola. República Checa bajó en intensidad, Vesely fue el más claro, Satoransky en cuenta gotas, pero la zona le dio buenos resultados y continuaron arriba en el marcado, con un triple sobre la chicharra de Sehnal se fue al descanso largo 50-43.

Los dos elencos salieron un tanto imprecisos, los mejores en los dirigidos por Guinzburg fueron Vesely y Auda mientras que Grecia careció de efectividad desde más allá de los 6.75 (57-47). Los hombres de Pitino estuvieron muy pasivos con el rebote, Bohacik creció en el partido, el juego sencillo de los checos y su solidez defensiva hicieron que las distancias fueran cada vez mayores, un nuevo triple sobre la chicharra de Balvin puse el 81-54.

Los últimos diez minutos fueron todos de los checos porque Sehnal metió un par de bombazos, la intensidad nunca bajó y las diferencias fueron en aumento. Grecia faltó al partido más importante, República Checa estuvo mejor que nunca a lo largo de este Preolímpico y así abrochó la clasificación, histórica (primera vez que lo hace) a los Juegos Olímpicos por un resultado final de 97-72.

Nos quedará por siempre la satifacción de saber que a este equipo checo, que se clasificó a Tokio, que salió sexto en el último mundial, Uruguay, con su pocos kilos en la pintura, con sus bajos centímetros, pero con mucha entrega, inteligencia y pasajes de un gran básquet le hizo un partidazo y estuvo a una bola de dejarlo afuera. La historia marcó otro cantar y hoy los de Guinzburg lograron una justa y merecida clasificación.

UNO x UNO

REPÚBLICA CHECA

Satoransky (6): Se dedicó más a hacer jugar que a jugar y eso es fundamental en un equipo con gol. Bohacik (6): Partidazo la mano zurda hirviendo a lo largo de toda la noche. Schilb (5): No fue su gran noche, aportó cuando más lo necesitó el equipo. Vesely (7): Pilar fundamental cuando el partido estaba parejo. Balvín (6): El trabajador silencioso, aportó gol y juego. Auda (8): La figura de la noche, entró para no salir más. Hizo todo y lo hizo en forma magnífica. Sehnal (6): Triples que son como dagas al corazón de cualquier defensa. Palyza, Peterka, Samoura, Vyoral, Sirina (-) Poco minutos en cancha. Guinzburg (8): Diagramó el partido a la perfección y los suyos lo ejecutaron con una gran claridad. Merecidísimo pasaje a Tokio.

GRECIA

Calathes (4): Bajísimos porcentajes, faltó a la cita en el partido decisivo. Sloukas (5): Chispazos en el segundo cuarto pero solo eso. Giannopoulos (4): ingresó desde el vamos pero escasos aportes a lo largo de la noche. Mitoglou (5): Fue uno cuando atacó y otro cuando defendió en el poste perdió todas. Papagiannis (6): El mejor de los suyos, el que más quiso en ataque y buscó en defensa. Larentzakis (5): Fue una solución desde el banco por varios pasajes, pero le faltó compañía. Katsivelis (5): No pudo aportar demasiado en un jugo que se liquidó antes de tiempo Rogkavopoulos, Chrysikopoulos, Kavvadas, Kaselakis, Antetokounmpo (-): Entraron para cumplir cuando el juego estaba liquidado. Richard Pitino (4): No le encontró la vuelta a un planteo muy superior de los rivales. Se fue con la cabeza baja del certamen.

VAR

Antonio Conde, Steven Anderson, Boris Krejic (6)
A este nivel los árbitros prácticamente que pasan desapercibidos, utilizaron en una oportunidad la asistencia de video para un cobro pero no mucho más en un partido muy tranquilo.

_______________________

LO DESTACADO

Patrik Auda fue sin lugar a dudas la figura del encuentro porque fue la principal herramienta en el poste bajo, de hecho el pívot inició desde la banca y no volvió a salir a lo largo de toda la noche, sacando a pasear en reiteradas ocasiones al griego de turno que lo marcó. Aplauso y más aplausos para Auda.