La fase regular fue bastante complicada con el tema sanitario en todos los planteles. De todas formas, el Clasificatorio dejó algunos números interesantes de ver.  

Olimpia, fue el único equipo que jugó los 11 partidos de la fase regular y en base a un gran juego colectivo clasificó con el número “1” a cuartos de final. Fue líder en el promedio de triples embocados con un 42.4%, tiró 295 lanzamientos y encestó 125.

Junto con Aguada el elenco olimpista fue el líder en el promedio de libres, ambos con 80.9% desde la línea. Abel Agarbado puso 28/30 en libres, siendo el mejor de Olimpia en el campeonato en ese rubro con un 93.3%. Mientras que en el rojiverde Al Thornton visitó la línea y puso 11/12, llegó a 91.7% de efectividad. El que más tiró libres en el aguatero fue Leandro García Morales que puso 64/73 (87.7%). El jugador que tiró más personales en la fase regular fue Damián Tintorelli que anotó 40/75 lanzamientos (53.3%).  

En asistencias el equipo que tuvo mejor promedio fue Malvín, los dirigidos por Federico Camiña hicieron 221 asistencias en 10 partidos jugados, promediaron 22.1 por noche. Los tres que se destacaron en ese rubro fueron: Nicola Pomoli (53), Kiril Wachsmann (33) y Juan Santiso repartió 29 asistencias en 6 partidos jugados.  

El que menos asistencias promedió fue Trouville, con 16.2 por cotejo, en un total de 10 encuentros disputados. En las 162 asistencias, los más destacados fueron Federico Soto y Tintorelli con 31, seguidos por Federico Mariani y Manuel Mayora con 25 asistencias, el cordobés jugó 8 partidos y el base oriundo del rojo tuvo 7 presencias.  

Los cinco mejores conductores de la fase regular, en cuánto a repartir asistencias fueron: Gustavo Barrera 68, Abel Agarbado 65, Gastón Semiglia 55, Nicola Pomoli 53, Alejandro Acosta 45.