Montevideo ganó un partido increíble ante Capurro, para quedarse con el primer punto de las finales de la Copa de Bronce. María José Méndez fue figura en los minutos finales y tras el encuentro, dialogó con Básquet Total.

Las del Mercado revirtieron un juego que pintaba feo. Un minuto de Marcelo Méndez cambió la forma de atacar del equipo y respecto a esto Majo dijo: “Marcelo siempre nos motiva mucho para que nosotras podamos poner en la cancha lo que venimos entrenando. Es confiar en nuestro juego, lo ya trabajado en la semana y la actitud sobre todo”.

A Méndez le tocó eliminar a su ex equipo, Paysandú en la serie semifinal y respecto a ese duelo tan especial se refirió: “Primero mandarle un beso a las del Paysa que son amigas increíbles. Lo viví muy emocionada. Fue difícil porque me jugaba mucho la emoción del club y la presión también un poco. Pero lo viví muy feliz por suerte”.

En el primer duelo de la primera fase, en donde ambos no contaron con extranjeras, Capurro había conseguido una cómoda victoria por 40 puntos. El equipo mostró un progreso enorme desde la llegada de Sofía Wolf y respecto a la argentina que defiende a Deportivo Berazategui, María José contó: “Sofí (Wolf) es una genia y nos enseñó un montón y sobre todo, a mantener la cabeza fría y con mucha actitud entrar a la cancha. Nos hace falta en lo emocional y en lo competitivo, pero por suerte siempre nos está alentando y lo podemos sacar adelante. Siempre llegan mensajes de Sofi desde allá, sigue en el grupo, es una genia, siempre está ahí”.

En su primer año compitiendo en la LFB, la gente de Montevideo lo ha vivido de una manera muy especial. Para los allegados que se hicieron sentir en el CEFUBB, también tuvo palabras Majo: “Nos alientan un montón, los chiquilines son unos genios, Joaco, el gordo, Abel, Tommy, son unos genios de verdad. Lo vivimos latente, con mucha alegría”.

Siendo de los equipos de mayor progreso del torneo, Marcelo Méndez ha dejado escapar alguna lágrima tras la clasificación ante Paysandú. Para él también tuvo palabras la número 23: “Él dice que no, pero se emociona al vernos progresar. Nos ayuda un montón, hemos sumado un montón de cosas buenas y un montón de compañerismo, que eso es lo primordial. Lo que a él apunta es a hacer compañeras, hacer mover la bola y siempre buscar lo mejor entre nosotras”.