Martín Trelles fue una de las piezas fundamentales de un buen equipo de Miramar que se quedó con el triunfo de visitante ante Unión Atlética. Tras el juego el escolta conversó con Básquet Total.

“Sabíamos que iba a ser un partido difícil, siempre es así en esta cancha porque ellos se hacen muy fuertes acá. Vinimos a plantear un partido largo y fue lo que salió, llegamos a un final cerrado” comenzó diciendo respecto a la planificación de un partido que tuvo momentos para ambos si bien juego se hizo muy entreverado en varios pasajes: “Por momentos parecía que el que jugara menos peor se lo iba a llevar y a base de libres y algunas corridas pudimos sacar el punto”.

Lo defensivo le ganó a lo ofensivo, y el conocimiento entre los jugadores se hizo muy claro. La ventaja para el Monito fue encontrar vías alternativas en distintos momentos: “Tenemos un goleo bastante repartido. Ellos nos plantearon un primer tiempo defensivamente muy bueno, en el primer cuarto nos costó muchísimo anotar. Nuestra diferencia fue en base a la constancia, de poner la pelota en el bajo que tenemos un buen jugador y desde ahí generar”.

Precisamente al respecto de Zygismantis Riauka, Trelles amplió un poco al respecto: “Nos da muchas cosas, una de esas son los puntos pero además tiene una muy buena visión de juego y lo estamos aprovechando”.

“Tenemos que ir partido a partido. Sabemos que no somos los mejores y también que no somos los peores. La realidad nuestra es esa. Tenemos que ir a plantearle un buen partido a todos para pelear cada punto” dijo al hablar de los objetivos de Miramar en esta temporada.

A nivel personal, Trelles ya tiene experiencia en la divisional y juega –por edad– su último Metro ya que la temporada que viene será ficha mayor en la Liga Uruguaya: “Hoy día estoy libre, me lo tomé como un desafío más que nada, sabiendo que el cuerpo técnico puso la confianza en mí y también puedo mostrarme”.