San Pablo Burgos venció como local al Gran Canaria y cosechó su tercer triunfo consecutivo en la Liga ACB. El equipo de Bruno Fitipaldo se aleja de la zona de descenso y comienza a soñar con pelear un lugar en los playoffs.

El encuentro disputado en el Coliseum Burgos presentó una primera mitad dividida en dos partes. El primer cuarto fue absolutamente todo del conjunto visitante, que con un buen trabajo ofensivo del sueco Marcus Eriksson, bien secundado por el francés Kim Tillie, conseguía abrir una ventaja de once unidades (16-27). Ya en el segundo periodo, el elenco local logró realizar algunos ajustes defensivos, que sumado a la buena efectividad en triples, sobre todo en las manos de Bruno Fitipaldo y Branden Frazier, les daba la posibilidad de emparejar rápidamente las acciones. Los primeros 20 minutos de juego se fueron con la visita al frente en cifras de 44 a 43.

En el arranque de la segunda mitad se pudo observar un trámite sumamente abierto, en el cual ambos equipos intercambiaban ataque por ataque, sin sacarse grandes diferencias en el electrónico. Los dirigidos por Diego Epifanio lastimaban con las penetraciones de Dominique Sutton, mientras que los comandados por Víctor García encontraban soluciones en el banco a través de Clevin Hannah y Cory Jefferson. En el cierre, la victoria pudo ser para cualquiera, sin embargo, un triple de Fitipaldo y un doble de Cancar, terminaron de inclinar la balanza a favor del dueño de casa. Finalmente, San Pablo Burgos se quedó con el triunfo por 89 a 87 y de esa manera cosechó su tercer éxito consecutivo, que lo aleja de los puestos de descenso y lo pone en carrera por pelear un lugar en los playoffs.

En el ganador se destacó la actuación del estadounidense Dominique Sutton, que encestó 19 puntos y capturó 7 rebotes, seguido por Vlatko Cancar con 15 tantos. Por el lado del perdedor, Marcus Eriksson terminó como goleador con 17 tantos.

El base uruguayo Bruno Fitipaldo estuvo 20:47 minutos en cancha, en los cuales anotó 12 puntos (3/5 triples, 1/2 dobles y 1/1 libres), atrapó 2 rebotes, repartió 4 asistencias, perdió 2 balones y recuperó 1, cometió 5 faltas y recibió 2, para una valoración de 11.

El próximo juego del equipo burgalés será dentro de una semana, cuando tenga que visitar al líder del torneo, el Fútbol Club Barcelona.