Trouville superó a Welcome 81-71 de la mano de un Paul Harrison extraordinario en el juego interno.

Resumen del partido

El rojo fue quien inició al frente en el partido, Harrison dañó adentro y Catalá posteado fue su gran socio en un equipo que anotó permanentemente producto de su buen juego colectivo para tomar 7 de renta ante un rival con grandes problemas a la hora de atacar ante defensa plantada. Catalá cerró el primer chico con bomba y Barriola puso un temprano doble y falta en el arranque del segundo para abrir 12 de ventaja. El ingreso de Charquero sumó lucha y gol abajo para el local, que encontró un triple de Waddell para volver a ponerse a 5. Si bien el de Chucarro con grandes minutos de Harrison logró alejarse otra vez, fue Trelles quien mantuvo afuera a los suyos, tomando la base y asumiendo en ataque. De esta forma el primer tiempo se fue con score de 39-33 a favor de la visita.

Un bombazo de Marotta abrió la segunda mitad y con un gran trabajo suyo en la conducción, los de Tito aumentaron la diferencia a 14. La tercera de Marcos lo llevó al banco, sin embargo el ingreso de Mayora fue a tono del equipo, mientras Robinson asumió algo más en ofensiva para seguir estirando. Pero Welcome encontró como reaccionar cuando parecía complicado por la cuarta de Waddell. El equipo sacó la rebeldía, con una buena presión en toda la cancha, la aparición de Frye en ofensiva y el constante buen trabajo de Charquero. Trouville en el descanso corto logró encontrar los caminos para zafar de la asfixiante presión y nuevamente aparecieron Barriola y Harrison en el juego interno para recuperar los dos dígitos de diferencia. De todas formas los de Yaquinta no se entregaron y con la vuelta de Waddell supier volver a dañar en el bajo, junto a un gran juego de Charquero. Si bien Harrison siguió pesando en el bajo y parecía liquidar, la entrada de Modernell fue importante, puso una bomba y una gran asistencia para descontar a 5 a cuatro minutos del final. Tito metió mano en el equipo y luego de minuto de tiempo, buenas defensas consecutivas y lo hecho por Catalá en ofensiva aumentaron la diferencia a 10 nuevamente. Si bien los del Parque Rodó hicieron el esfuerzo por volver al juego, Marotta pinchó efectivamente la bola y Harrison fue incontenible abajo para que la “T” terminara liquidando el juego.

UNO x UNO

WELCOME

De Gouveia (6): Importante en las reacciones. Varela (4): No estuvo efectivo. Frye (6): Cuando se enchufó fue importante. Waddell (5): Se cargó rápido de faltas cuando el equipo lo precisaba. Correcto partido. Richardson (3): No aportó en ningún tablero. Modernell (6): Dio luz de esperanza a la reacción. Charquero (7): El que más quiso, lucha y daña abajo. Trelles (5): Cumplió. Yaquinta (5): Logra despertar a su equipo por momentos, acierto en la rotación en un equipo cargado. No supo contener el juego interno.

TROUVILLE

Marotta (8): Enorme trabajo en la base. Robinson (5): Suma en la defensa en primera línea. Catalá (7): Aprovechó sus centímetros adentro, efectivo de afuera. Ruiz (6): Entiende perfecto su rol en el equipo. Harrison (9): El recontra destacado. Barriola (6): Aporta puntos decisivos. Cáceres (4): Perdió atrás. Massa (5): No desentonó. Mayora (5): Suplantó de buena forma a Marotta. Martínez y Galletto (-): Segundos en cancha. Tito (8): Logró leer bien la ventaja. Bancó las arremetidas.

_______________________

Lo destacado

Era la reina en el plan de juego haciendo un paralelismo con la ajedrez. Paul Harrison prendió el modo bestia asesina, no le pesó la presión y fue incontenible. Lastimó en todo momento, no hubo defensa que pudiera con él y fue pieza clave en el triunfo. Nosotros ya nos fuimos de Atenas, pero nos dicen que Paul sigue haciendo dobles en el aro que da a Santiago de Chile, después de verlo hoy, creemos en la información.

Lo distinto

Capitán por donde se lo mire. Hoy Claudio Charquero entró y levantó a un Welcome que no encontraba los caminos al gol. Pero además de destacar la actitud del Capi en cancha no nos olvidamos de lo que hace afuera. Tras una jugada en la que no se sancionó doble y falta de Waddell, en la cual se le pitó una técnica al extranjero, Claudio dejó la calentura de lado y fue a contener a toda su hinchada que se abalanzó sobre la baranda a reclamarle a los jueces. Inmediatamente oyeron la voz del capitán y fueron para atrás. Welcome extraña su casa y volverá pronto, para eso, el grande de Charquero, asegura que su gente se comporte y no haya más sanciones.