Tras un excelente tercer cuarto, Paysandú derrotó a Reducto en el gimnasio de Cordón. Con Gonzalo Rama como figura, los de la calle Emilio Raña cerraron una semana dulce, en la cual cosecharon los tres triunfos que tienen en el torneo.

Resumen del partido

En el gimnasio Julio Zito ante un buen número de espectadores se enfrentaron Paysandú y Reducto. El primero había conseguido sus primeros triunfos, uno de ellos en cancha y el otro en los tribunales de la FUBB. Mientras que el segundo, venía de caer ante Peñarol, en un juego infartante, que se definió en alargue a favor de los aurinegros. Los dirigidos por Ernesto Dorrego saltaron a la cancha con Enzo Arellano, Ignacio Auyuanet, Felipe Martinis, Juan Marotta y Federico Curbelo. Por su parte, los comandados por Germán Cortizas comenzaron con Martín Andrade, Diego Silva, Gastón Romero, Leonardo De Pena y Ernesto Rabinovich. La terna arbitral la conformaron Cristian Barreiro, Álvaro Da Rosa y Valentina Benítez.

El encuentro disputado en el gimnasio del club Cordón, presentó un comienzo típico de un juego de DTA, con más errores que aciertos. El conjunto local lastimaba con las constantes penetraciones de Ignacio Auyuanet y Felipe Martinis, mientras que el elenco visitante explotaba a la perfección el ataque rápido, sobre todo a través de Diego Silva y Gastón Romero. El principal atractivo pasaba por la paridad, ya que ninguno de los dos equipos conseguía abrir una ventaja superior a las cuatro unidades. Con el correr de los minutos, fueron siendo cada vez más importantes los jugadores que llegaban desde el banco de suplentes, destacándose los aportes de Gonzalo Rama en Paysandú y Felipe Trusich en Reducto. En el cierre de la primera mitad el partido entró en una meseta, en donde los ataques tenían grandes dificultades a la hora de vulnerar las defensas planteadas por su adversario. Los primeros 20 minutos de juego se fueron con el locatario al frente en cifras de 31 a 30.

En el arranque de la segunda mitad se pudo observar la mejor versión de los dirigidos por Ernesto Dorrego, que con un excelente trabajo defensivo, complementado por una gran fluidez ofensiva, lograron colocar un contundente parcial de 30-11, que les daba la posibilidad de sacar una renta de 20 puntos (61-41). En dicho pasaje fueron importantes Juan Marotta, Nicolás Pereira y Sebastián Maturana, que se sumaban a lo que continuaban realizando Rama y Martinis. Los comandados por Germán Cortizas se fueron del partido, teniendo una defensa que hacía agua por todos los lados y un ataque que dependía exclusivamente de lo que pudiera generar alguna individualidad. Promediando el último cuarto, con De Pena y Silva como abanderados, Reducto concretó una mini reacción, que le permitía ponerse a ocho (73-65). Sin embargo, los de la calle Emilio Raña se mantuvieron muy firmes y consiguieron cerrar el juego sin mayores inconvenientes. Finalmente, Paysandú se quedó con la victoria por 84 a 70 y de esa manera alcanzó un récord de 3-2, dejando a su rival de turno con un balance de 3-3.

En el ganador se destacó la actuación de Felipe Martinis, que encestó 22 puntos y capturó 7 rebotes, bien acompañado por Gonzalo Rama con 20 tantos y 4 asistencias. Por el lado del perdedor, Diego Silva y Gastón Romero anotaron 14 unidades cada uno.

UNO x UNO

PAYSANDÚ

Arellano (4): No repitió actuaciones anteriores, se enfocó demasiado en los jueces. Auyuanet (5): Tuvo un aceptable comienzo de juego, la segunda mitad la vio casi toda desde el banco de suplentes. Martinis (8): Desequilibrante en el uno contra uno, por momentos anuló a Diego Silva. Marotta (7): Aprovechó la diferencia física que tenía sobre los internos de Reducto, se hizo enorme en ambos tableros. Curbelo (5): Buenos minutos iniciales, el gran nivel de Rama lo dejó sin participación en el complemento. Rama (8): El Destacado. Pereira (7): Le dio al equipo una gran intensidad defensiva, a lo que le agregó varios robos en primera línea. Maturana (7): Clave en el mejor momento del "Paysa", poniendo bolas importantes y generando juego para sus compañeros. Cabrera (3): Entró pasado de revoluciones, abusó del lanzamiento exterior. Coito (-): Pocos segundos en cancha. Dorrego (7): Sorprendió con una defensa asfixiante en toda la cancha, anulando a De Pena y Silva. Por momentos su equipo desplegó un basket muy vistoso, con mucha rotación de balón y buenas selecciones de tiro.

REDUCTO

Andrade (4): La intensidad de todos los partidos no faltó, no estuvo del todo lucido a la hora de tomar decisiones. Silva (4): No fue la noche del goleador, que sufrió en carne propia la dura defensa que le plantearon sus rivales. Romero (6): Fue el que más quiso en Reducto, fue poco acompañado por el resto de sus compañeros. De Pena (5): Tuvo un arranque en el cual pintaba para figura, se fue apagando con el correr de los minutos. Rabinovich (4): Le cuesta ocupar el rol de interno definido, en defensa suele sufrir ante los grandes del rival. Trusich (5): En su primer ingreso aportó cosas interesantes, debió tener más participación en la segunda mitad. Rodríguez (5): Mismo concepto que Trussich, lo que denota un error del entrenador. Bat (5): Le tocó fajarse con los internos de Paysandú, perdió y ganó, no desentonó. Altalef (3): Pasó totalmente desapercibido. Cardenas (4)Se prendió en defensa, le faltó soltarse en ataque. Russi (-): Poco tiempo en cancha. Cortizas (3): No encontró variantes ofensivas, durmió a algunos jugadores en el banco y para colmo se enfocó demasiado en la terna arbitral.

_______________________

Lo destacado

En una noche en la que varios jugadores tuvieron un rendimiento muy alto, se nos hizo difícil la elección del Destacado. Por lo tanto, como en Basquet Total tenemos la orden de hablar bien de nuestro "jefe", en esta oportunidad aplicamos dicho mandamiento y destacamos al capitán del Paysa, Gonzalo Rama. El número 6 fue determinante saliendo desde la banca, poniendo al servicio del equipo todo su experiencia, contagiando en todo momento a sus compañeros. El popular "gordo" terminó el juego con 20 puntos, 8 rebotes, 4 asistencias y 2 robos.

Lo distinto

El gimnasio de Cordón posee una bancada de prensa bastante extensa, por lo tanto, en la noche de hoy pudimos elegir en donde ubicarnos. El sector que escogimos fue a la izquierda de la mesa de control, sobre el banco de Paysandú. Desde allí pudimos observar en detalle el look de Ernesto Dorrego, que lució un pantalón rojo que no pasó desapercibido para los presentes en el Julio Zito. Al terminar el encuentro, nos acercamos al coach para consultarle donde podíamos adquirir dicha prenda, para curtir una noche de estas, en alguno de los locales nocturnos que solemos frecuentar los integrantes de BT.