Figura del triunfo de Atenas frente a Urunday Universitario, Gonzalo Álvarez se tomó unos minutos tras el partido para dialogar con Básquet Total.

Sobre cómo se ganó, dijo: “Sufrimos mucho en el final. Lo teníamos ganado, lo sufrimos por estar en cancha ajena pero lo supimos cerrar mejor, fuimos más inteligentes y lo pudimos llevar. Hay que seguir así, siendo inteligentes”.

También habló de lo importante que es para el equipo haber llegado a su segunda victoria consecutiva: “Sirve mucho para levantar la moral y saber donde estamos parados. Los primeros tres partidos fueron derrotas duras y nos queríamos tomar revancha. Ahora a encarar nuestro próximo partido que vamos a ser locales, donde nos hacemos muy fuertes y tenemos que aprovechar eso para seguir trabajando”

Sobre su propia actuación, dijo: “Hoy me sentí muy bien. En el partido pasado no había metido nada, pero hoy entraban las pelotas que ayer no. El equipo lo supo leer bien y eso fue clave, tener la inteligencia de saber quién está encendido y leer los momentos”

Por último, habló de la baja de su primo Nicolás “Cocochito” Álvarez, quien no pudo estar frente al verde de El Prado por una gastroenterocolitis: “Este triunfo es para él, nos hace mucha falta para la rotación. Pero cuando nos falta uno el equipo se pone más fuerte. Más allá de eso, hay que seguir trabajando, metiéndole fuerte y poniendo mucha garra, que es lo principal de este equipo”.