Deryk Ramos fue una de las grandes figuras de las dos primeras jornadas de Liga Sudamericana, y tras el triunfo ante Goes el brasileño se detuvo a conversar con Básquet Total.

El escolta comenzó haciendo referencia a lo que significa la Liga Sudamericana y lo que buscaba el rubronegro en esta serie disputada en Montevideo: “Le damos mucha importancia a este torneo, queríamos lograr la clasificación y lo conseguimos con estas dos victorias. El nivel del grupo está muy alto, tuvimos dos partidos muy difíciles, pero felizmente pudimos ponerle mucha intensidad en defensa para que Flamengo consiga el objetivo”.

Consultado sobre lo que conocían en la previa de Goes y Welcome nos contó sobre su preparación para estos partidos: “Nuestra comisión técnica estudió a los tres rivales y nos pasaron las características principales de algunos jugadores, principalmente sus tendencias y conceptos, pero buscamos más que nada enfocarnos en nuestro juego. Flamengo tiene un estilo propio con una defensa muy consistente, transición rápida y bastante volumen de juego”.

Si bien el “Mengão” ya está clasificado tras derrotar a Libertad de Sunchales y Goes, irá por quedarse con el primer puesto hoy ante la “W”: “Esperamos un partido muy difícil, Welcome es un buen equipo y la serie es pareja, no hay como prever un resultado pero sabemos que si seguimos nuestro juego podemos quedarnos con el triunfo”.

Al consultarlo sobre qué pretende el equipo carioca en la Sudamericana fue contundente: “El objetivo es ser campeón, pero para eso debemos primero ganar mañana”.

Algo que llamó la atención a varias miradas atentas en el Palacio Peñarol, o que siguieron el partido por TV, fue el tatuaje en el brazo que tienen tanto Deryk como Daví. Al preguntarle sobre su significado nos explicó: “Es de la Fuerza Aérea Brasileña. Nosotros formamos parte, somos atletas de la FAB y por eso tenemos el tatuaje”.