En el corazón del parque Villa Biarritz, Biguá se llevó la victoria frente a Olimpia por 103 a 96 en un partido donde el local finalizó todos los cuartos por encima en el marcador y sigue aferrado como escolta de Malvín en la tabla de posiciones.

Por Agustín Martínez

El encuentro comenzó con Olimpia abriendo el marcador de la mano de Matías Navadian que fue su goleador en la noche pero poco iba a durar la alegría ya que los azules revirtieron la situación en muy poco tiempo con gran trabajo defensivo y convirtiendo fácilmente, comenzaron a desplegar el juego pretendido por su entrenador Pablo Ibón y el primer cuarto finalizó 34 a 21 para los locales.

En el segundo cuarto los visitantes cometieron muchos errores en defensa y los intentos aislados en ataque por parte de Navadian y Ale encontraban siempre la mano de Martin Rojas de gran partido en la zona defensiva de Biguá, el azul estiró la ventaja en el resultado con los triples de Nicolas Andreoli y se fue al descanso largo con un resultado de 54 a 39.

La segunda parte del encuentro fue sin dudas la más pareja y llamativa de todas, el local a partir de las variantes bajó su rendimiento colectivo y Olimpia creció en el partido, mejoró en defensa y también el desempeño de Gonzalo Michetti que encontró los espacios para que sus compañeros Matías Ale y Agustín Martínez convirtieran y de esta forma acortar la ventaja, finalizando el tercer cuarto 74 a 70 por debajo de Biguá.

El último se vivió con mucha emoción por momentos debido a la corta distancia en el resultado, la suerte no estuvo del lado de Olimpia ya que en su mejor momento debió abandonar la cancha Navadian por un corte en su rostro, esto poco le importó al conjunto de Biguá que con los triples de Andreoli y la defensa férrea de Rojas se quedó con el partido por un resultado de 103 a 96.

Nicolas Andreoli fue el goleador de Biguá con 26 puntos y Matías Navadian por el lado de Olimpia con 20 tantos.