El metropolitano femenino llegó a su fin con otro campeonato más para el Club Malvin, que a pasar de las bajas de las jugadoras en el exterior o lesionadas, sigue demostrando su liderazgo en la rama femenina. Sin descuidar ni un partido del campeonato, de punta a punta el campeón indiscutido.

En la final se enfrentó con un Aguada que en el primer tiempo lo complicó un poco, fuertes en defensa ambos equipos. El primer cuarto que terminó iguales en 10 puntos hacia pensar que sería un partido más parejo de lo habitual. Al descanso largo las playeras se fueron 11 puntos arriba mostrando su supremacía en el juego.

Comenzó el segundo tiempo y con goles de tres puntos las azules de la playa no perdonaron y sacaron hasta 22 puntos de diferencia para irse a los últimos diez 46 a 27. Para el último cuarto las aguateras no querían entregarse y lograron ponerse a 8 a falta de 1.30, pero no alcanzó. La jerarquía de las playeras se impuso en ataque y cerraron el juego 61 a 48.
Por el lado de Aguada el destaque se lo llevó la jugadora Silvie Bouissa de una entrega en ataque y defensa de principio a fin. Tanto en la final como a lo largo del campeonato.
En las playeras, destaque compartido entre su capitana Florencia Somma y Sabina Bello de enorme crecimiento en los últimos años.
De esta manera se cierra un nuevo campeonato femenino, que a pesar de pequeños inconvenientes en su organización, mejoró claramente a la hora de darle rodaje, sin lo parates de semanas que había antes. La colaboración de los clubes pudo llevar adelante un lindo campeonato 2015.