Viniendo desde el banco, Sebastián Ottonello fue una de las figuras de Unión Atlética en la llave de cuartos de final ante Olivol Mundial. Tras el encuentro Básquet Total fue en busca de la palabra del interno.

El trabajo defensivo sobre Damián Tintorelli fue clave para el triunfo azulgrana: “Sabíamos lo que genera Damián abajo y apostamos a doblarlo junto con Imanol Asaravicius y eso salió bárbaro para el desarrollo del juego”, comenzó diciendo.

Muchas veces cuando el equipo se cierra sobre un interno se rifan otras cosas como fue el caso del tiro perimetral, pero no fue aprovechado por el rival, sobre todo por Diego Álvarez, así lo analizó Ottonello: “Teníamos que optar por dar algo y en este caso fue el tiro exterior y cargar más la tabla donde tenían a Tintorelli. Por suerte ese plan de juego salió bien por donde se lo mire”.

Es la primera vez que Unión Atlética gana dos partidos consecutivos en el certamen: “Por suerte llegamos a esa regularidad que estabamos buscando desde el principio. Hasta el partido con Lagomar no habíamos perdido dos juegos seguidos, veníamos siempre 1-1. Pero ahora en el momento más importante del torneo llega esa regularidad”.

Por último, quien defendiera a Defensor Sporting en la Liga Uruguaya de Básquetbol comentó su juego en ofensiva:“Veíamos que Nick Wadell era doblado y la ventaja estaba en que me moviera por la línea de fondo y me asistieran para que pudiera definir tiros y así se dio”.