Colón se llevó un punto fundamental pensando en  la clasificación ante Verdirrojo, su segunda al hilo y manejando la ventaja durante toda la noche.

Choque importantísimo para seguir mejorando en la tabla y alejarse del fondo entre dos equipos separados por sólo un triunfo. A pesar de no estar al 100 % físicamente, Meira arrancó derechito a distancia para que el equipo del Cerro tome la primera ventaja ante un Colón demasiado jugado al triple y con algunos muy malos intentos, hasta que enderezó la puntería Mayora (17 en el cuarto) y aprovechando la sequía del Verdi se fue al primer descanso arriba 24-15. Colón fue un aluvión para el arranque del segundo, con un gran ingreso del “Enano” para acompañar a Mayora, en un abrir y cerrar de ojos se fue 20 arriba gracias a un 17-6; los de Alonso amagaron a mejorar, pero siguieron sufriendo mucho los ataques rápidos del rival por sus malas decisiones ofensivas y tras un pésimo segundo cuarto defensivo se fueron al descanso largo atrás 54-38, dando una imagen deslucida y agotada por momentos.

Ya sin Meira, Verdirrojo se siguió desdibujando y los de Av. San Martín con buenos minutos de Pose pero mucho mejor colectivamente se fueron otra vez 20 adelante, ante un rival que cada gol le costaba una enormidad, sin embargo apenas con algo de Nacho Castro y bastante de Delgado, los de la Fortaleza se arrimaron 71-59 para mantener una pequeña chance de cara al último. Los de Alonso pelearon en el arranque del decisivo buscando meterse decididamente en juego y aunque amagaron a hacerlo, demasiadas pérdidas atentaron contra sus posibilidades; hasta que cargando adentro con el físico de Delgado y Aguilera, el Verdi se puso a 9 faltando 4 minutos, aprovechando la sequía de Colón que sólo puso dos puntos en seis minutos de juego. No estaban en su mejor noche, pero en el momento más caliente aparecieron Da Costa y Fernando Martínez para definir el partido en cifras de 86-75. Importantísimo para los de Narbais que cambian la cara metiendo su segunda al hilo, mientras Verdi deberá mejor mucho y recuperar a todos sus jugadores ya que cuenta con escasa rotación.

 

EL GRITO

¡¡Callate nabo!!

En el segundo tiempo el ambiente se picó un poco, más afuera que adentro. En el fragor de la batalla, un dirigente de Verdirrojo confundió el apellido del “Iaio”. Es Narbais, no Nabo.

UNO x UNO

COLÓN

Mayora (7): Luces y sombras, pero la luz fue muy brillante en el primer tiempo. Decisiva. Luego se apagó y bajó mucho. Da Costa (5): Irregular, pero de muy buen cierre. Pose (6): Le da otro tono defensivo al quinteto, y en ataque anduvo bastante bien. Verrone (4): No fue su noche, el juego pasó por otro lado. Monteverde (5): Mete como caballo, hace lo suyo. Martínez (6): No estuvo fino, pero en las que duelen siempre está. De León (4): Perdió casi siempre con Delgado. Pereira (6): Buen ingreso, se siente bien en este rol. A. Marote, I. Marote, Pérez y Bonani (-): Instantes en cancha. Narbais (8): Destacado.

VERDIRROJO

Nessi (4): No estuvo sólido en la conducción ni en el tiro. Castro (5): Empuje y ritmo, aunque entreverado. Aguilera (6): Titán en los tableros, nublado en el gol. Meira (5): En pocos minutos dañó, que no sea nada grave. Delgado (7): Conmovedor, dándose contra todos y todo. Quedó fundido. Gentini (4): Dio su mano atrás como pudo. Rodríguez (3): No logró ser factor. Torres, Varese, Flores, Morganti y Calone (-): Pocos minutos con el juego definido. Alonso (4): No le encontró la vuelta a la rotación, disminuida pero escasa.

VAR

Gastón Rodríguez, Martín Rial y Walter Borio. (4): Entreverados, con un cierre muy confuso.

_______________________

LO DESTACADO

Dos juegos atrás y tras cuatro caídas seguidas, Narbais decidió meter mano en el quinteto abridor buscando cambiar el rumbo. La respuesta fueron dos triunfos seguidos, encontrando mayor fluidez en ataque y más solidez defensiva. Ah, y no le tembló el pulso de mandar al “Enano” a empezar afuera. Buena, Iaio…

EL TAPABOCAS

Colón arrancó 0/6 en triples, parecía nuevamente abusar del arma y la noche se venía larga. Sin embargo y en ese primer cuarto, clavó 5 para marcar el ritmo que seguiría. BTito valora y premia a los muchachos de San Martín que liderados por Mayora, confiaron y afinaron la puntería.