La Federación Uruguaya de Básquetbol creó el Consejo Integral de Minibásquetbol y para conocer un poco más al respecto charlamos con Santiago Canto, integrante del cuerpo técnico de selecciones nacionales, quien nos contó todas las novedades de esta iniciativa.

¿De qué trata la idea?

Tener un Consejo que esté únicamente y específicamente pensando en el mini básquetbol a todo nivel. A nivel de estructuras, más técnico de enseñanzas y que pueda ser un espacio de aporte para la competencia nacional. Los aportes vendrán de varias maneras y todo eso está dispuesto para conversarlo y terminar de armar el programa.

¿Cómo surgió el Consejo?

Esto viene directamente promovido por Rubén Magnano, por supuesto con conversaciones con Enrique Parrella como director de la ENEFUBB, Marcelo Bessio como coordinador de selecciones y el cuerpo técnico de las selecciones formativas y mayores. También en relación con Ricardo Vairo, presidente de la Federación, donde terminaron de definir este consejo de mini básquetbol.

¿Qué es el mini básquetbol?

Esta categoría está compuesta por niños y niñas de hasta 12 años. Pero el concepto de mini básquetbol engloba mucho más que eso, orientándose en la edad escolar, el pre mini, espacios que no sean de carácter competitivo. A nivel de Federación, tiene su campeonato los domingos a través de los clubes. Tiene reglas adaptadas, el aro está más bajo, la pelota es más chica y posee un carácter o espíritu participativo, integrador, masificador y educativo, esas serían las características principales. Sin desconocer que son edades en que las enseñanzas del básquetbol son fundamentales, ya que son años esenciales para que los niños aprendan las capacidades coordinativas, por lo que es un espacio clave para el desarrollo del deportista.

¿Van a intentar establecer líneas de formación?

El programa se va a construir ahora a partir de la designación del Consejo. Hay lineamientos, donde la formación es un eje central. La idea es generar una especie de manual o sugerencias útiles para el entrenador de mini básquetbol y con los que podamos agrupar conceptos en torno a lo educativo, contenidos y demás. La formación en su espectro amplio va a ser lo importante, no sólo a través de un manual, sino a todo nivel buscar apoyar al entrenador y como objetivo que ellos tengan un alto nivel de formación.

¿El plan es nacionalizarlo?

Por supuesto, es un Consejo nacional. Ese aspecto es fundamental, por supuesto en todos los lugares donde ya hay básquetbol, pero también es un objetivo extender el básquetbol a zonas dónde está menos arraigado. Incluso la designación de Juan Carlos Cordatti, además de su capacidad y gran experiencia, es por su conocimiento del básquetbol del interior.

¿Está la idea de reinsertar el básquetbol en las escuelas, colegios y plazas?

Sí, la idea es extenderse y llegar a la mayor cantidad de espacios posibles. Ideas o proyectos ha habido y hay muchos, pero hay que sentarse a trabajar para ver qué se puede concretar. Esos sin dudas serían espacios muy buenos para promover la práctica del mini básquetbol.

¿Cuál es la forma de entusiasmar a que chicos se dediquen a practicar este deporte?

Una cosa importante para poder competir con otros deportes es empezar antes la práctica del básquetbol a nivel general. Si bien hay algunos clubes que tienen para que los niños más chiquitos comiencen a jugar, hay otros en los que la primera categoría formal es el Pre-Mini, recién con niños de nueve, 10 y hasta 12 años. Por lo cual, todas esas edades anteriores son una gran franja de captación porque cualquier familia ya quiere que el niño esté haciendo algún deporte y el básquetbol ahí no tiene una propuesta consistente. Entusiasmar al chico va referido en muchas áreas, por eso hay que llegar a la mayor cantidad de lugares posibles desde una edad más temprana. Es muy importante la formación para quien esté a cargo de esa clase de básquetbol, ya sea en un club, plaza o escuela. Es muy importante difundir el básquetbol en nuevos lados, pero también observar que cuando el niño llegue, se quiera quedar. Y si se quiere quedar, seguramente a las próximas clases va a querer traer a un amigo también. Esos tres ejes son importantísimos: comenzar antes a captar al jugador, profes formados para recibirlos de la mejor manera y extenderse a distintas zonas.

¿El consejo tiene relación con el proyecto de Magnano?

Sé que la iniciativa es promovida por Rubén (Magnano). No sé si en su momento estaba dentro del plan, pero él fue quien promovió fuertemente el Consejo.

¿Quiénes encaminan este proyecto?

Enrique Parrella va a ser el director del Consejo, Carlos Surroca va a ser asistente o asesor metodológico, Florencia Somma va a representar el área del femenino si bien se juega mixto y además de que ella al ser profe con mucha experiencia nos puede aportar desde ese lado, Juan Carlos Cordatti por su trayectoria y conocimientos del básquetbol del interior, Diego Palacios fue propuesto por ANEBU y representa a esos entrenadores, y yo que formo parte por el grupo de trabajo de las selecciones nacionales.