Llega otra nueva entrega de algunos de los partidos curiosos que tiene la NBA, donde a las actuaciones individuales se sumaron varios partidos históricos.

Comencemos por una de las actuaciones individuales más brutales de los últimos años. La misma es en el 2018 cuándo Klay Thompson pulverizó el récord de triples anotados en un partido, ya que el escolta convirtió 14 de ellos. Pero eso no es lo más increíble que tiene esta actuación, sino que Klay hizo esta animalada en solo 27 minutos en los cuales tocó 52 veces la pelota, picó 56 veces y totalizó un total de 96 segundos con el balón en sus manos, lo que demuestra que el 11 de los Warriors se dedicó toda la noche a recibir y lanzar.

Decidimos a las actuaciones personales sumarle partidos históricos y abriremos con aquel que más puntos combina entre los dos equipos. Sucedió en 1983 en un enfrentamiento entre Detroit Pistons y Denver Nuggets el cual tuvo tres alargues y finzalizó 186-184 a favor de los de la ciudad del motor. En total los equipos combinan la brutal suma de 370 puntos. Destacar además que fue el partido donde más jugadores anotaron más de 40 puntos siendo un total de cuatro.

Nos toca viajar al año 2011 donde se dio un juego bastante peculiar el cual nos hará recordar a alguien del primer informe. En aquella oportunidad Joel Anthony, jugador de Miami Heat, realizó un partido al mejor estilo Dennis Rodman ya que culminó con 16 rebotes y 0 puntos, sin siquiera tirar al aro. A su vez Joel totalizó 43 minutos en la duela, lo que significa mucho tiempo para ni siquiera mirar al tablero.

Sigamos con uno de los partidos más raros de todos, el cual tuvo a Los Angeles Lakers recibiendo a Cleveland Cavaliers en el año 2014, ambos con una seguidilla de caídas. La primera particularidad es que debido a las muchas lesiones que tenía el elenco angelino, debió afrontar el duelo con 8 jugadores, el mínimo habilitado. Durante el duelo se dio que Nick Young se lesionó la rodilla y Jordan Farmer se acalambró, lo que disminuyó el número a 6 jugadores. Chris Kaman realizó su sexta falta, dejando a los Lakers con 5 jugadores exactos hasta que Robert Sacre también llegó a 6 faltas desencadenando la segunda gran curiosidad del partido. La NBA no permite jugar con 4 jugadores por lo que Sacre se mantuvo en pista, pero cada falta de él sería una falta técnica, o sea libres y pelota para el rival. Increíblemente los Lakers ganaron 119-108 en lo que es sin dudas uno de los juegos más curiosos de la historia.

Sigamos con otro récord de la NBA y es el que ostenta Dale Ellis. El cual en un duelo con sus Seattle Supersonics ante los Bucks de Milwuakee, totalizó 69 minutos en cancha en 1989. El duelo tomó 5 prórrogas y los Sonics terminaron cayendo pese al gran esfuerzo de Ellis de estar más de una hora corriendo. Destacar también, que en este partido está el segundo jugador con más minutos jugados, siendo este Xavier McDaniel, compañero de Dale, el cual culminó con 68.

Para cerrar hablaremos de lo que es la remontada más importante y espectacular de todas. Esta se dio gracias al gran espíritu de lucha que mostró Milwaukee Bucks ante Atlanta Hawks aquella noche de 1977. Comenzando el cuarto final, los Hawks estaban ganando 104-76, todo parecía perdido. Pero los Bucks pisaron el acelerador en los últimos 12 minutos para poner un brutal parcial de 41-11 que le dio el triunfo 117-115.