En una jornada particular, que tuvo un solo juego, observamos la victoria de Los Angeles Clippers en condición de visitante ante los Dallas Mavericks. El partido tuvo como condimento adicional la vuelta del “Unicornio” Kristaps Porzingis tras una ausencia por lesión de 10 encuentros.

LOS ANGELES CLIPPERS 110 - 107 DALLAS MAVERICKS

El American Airlines de la ciudad de Dallas fue el escenario del único partido de la noche, abarrotado de hinchas de los Mavs quienes lo llenaron para ver el retorno del letón Kristaps Porzingis tras una ausencia de 10 encuentros por lesión, que le costaron a su equipo 4 derrotas.

El arranque del juego fue muy malo, nada parecido a lo que esperábamos. Los dos primeros minutos 0-0 y el primer gol de campo cayó recién con un triple de Patrick Beverley. Pasados ya los cuatro minutos de juego el acumulado en tiros de campo entre los dos equipos fue de 1/17, un papelón. Un libre de Dwight Powell le dio el primer punto al local a los 4:30, mientras que el primer gol de campo, llegó a los cinco minutos y fue de el Unicornio. Ese gol generó un revulsivo, no solo en la grada, sino también dentro del rectangulo. Fue el inicio de un 8-0 que puso al frente al local por primera vez en el juego. La que es la mejor ofensiva estadísticamente de toda la NBA, comenzó a engranar luego de ese arranque lento. Sobre el final del primer parcial, a falta de 2:53, llego la peor noticia para Dallas, lesión de tendón de aquiles de Dwight Powell, que se va a perder el resto de la temporada.     

Promediando el segundo cuarto apareció uno de los mejores momentos de los Clippers en el partido. Kawhi Leonard y Pat Beverly se combinaron a la perfección de los dos lados del rectángulo para liderar un parcial de 16-0 y pasar por primera vez en el segundo cuarto, yéndose hasta 10 arriba. Landry Shamet también participó activamente de ese parcial, se soltó en ataque y aprovechó los espacios que dejaba Kawhi al arrastrar marcas. Y no seria lo ultimo del escolta de segundo año, porque volvería a aparecer en el cierre del juego. 

Al segundo tiempo Dallas salió dispuesto a cambiar la historia y JJ Barea vio sus primeros minutos en el arranque del mismo. Le funcionó el cambio a Rick Carlisle que arrancó la segunda mitad con un parcial tremendo de 15 a 5 para ponerse nada mas que a 3 puntos. El único que les hacia frente por parte de los Clippers era Kawhi que arrancó el tercer cuarto con 3/3 en tiros de campo. Pero una vez más había alguien en el equipo de Doc Rivers que se paraba a demostrar que los Clippers son más candidatos que nunca, y en este caso fue Montrezl Harrell. 

El arranque del ultimo parcial en donde Dallas se llego a poner hasta a 2 puntos siguió con Harrell como dueño del partido. Su eficiencia neta en ese parcial debe haber sido astronómica, reboteando en ataque, generando muchísimos puntos de segunda oportunidad y con su clásica intensidad defensiva del otro lado, sacándole hasta faltas en ataque al Unicornio Porzingis. Justamente el letón encontró en su octavo intento de tres puntos su primer acierto, pero en un momento clave. Una vez más volvió a poner a Dallas en partido y hasta lo llego a empatar en 90, con buenos minutos de Marjanovic. 

Párrafo aparte para un final de infarto. A falta de 24 segundos la ventaja para Clippers de 3 y debía reponer en ataque. Landry Shamet se la entrego a Dallas y permitió lo que pudo ser el triple del empate, Hardaway Jr. falló, el rebote fue de JaMychal Green quien recibió falta y fue a la linea. Nueva vida para los Mavs, Green falló los dos y tras minuto de tiempo con 11 segundos en el reloj el local lo pudo volver a empatar. Pero los Clippers no lo dejaron ni picar, cortaron a Luka lo mandaron a la linea y demostró que es humano, falló y juego para la visita.   

PIM-PAM-PUM

🔥 MVP 🔥

La Mano. Kawhi Leonard una vez más volvió a hacerle honor a su apodo. Inteligente, con la lectura perfecta en cada momento del juego: tiró mientras pudo, cuando se dio cuenta que no era su noche (1/9 en triples) comenzó a ir hacia abajo, la ausencia de Powell le quitó centímetros en la pintura a los Mavs y facilitó su tarea. En defensa lo único que veían los jugadores de Dallas en e clutch era la Mano de Leonard, por toda la cancha, una bestia. Y para colmo en una noche de baja eficiencia igual llegó a los 36 puntos, alcanzando ahora los seis partidos consecutivo anotando más de 30 puntos.

 

😮 LA SORPRESA 😮

En un juego plagado de estrellas como un Clippers-Mavericks poca gente podía imaginar que la mano más caliente de la noche sería la de Landry Shamet. Saliendo desde el arranque, como casi siempre cuando no está Paul George, el ex Philadelphia terminó con un season high de 5 triples en el partido (fue el que más convirtió) y junto a Pat Beverly los únicos Clippers con porcentaje de campo mayor al 50%. Fue clave en varios pasajes del partido y en el cierre tuvo la suerte necesaria para que Dallas desaprovechara el regalito que les dio en un inbound pésimamente realizado, que le pudo costar caro. 

 

😭 LA DECEPCIÓN 😭

Todos nos dispusimos a ver dos de las mejores ofensivas de toda la NBA, al menos así como lo marcan las estadísticas. El partido en la jornada de ayer demostró totalmente lo contrario, el justificativo: las manos congeladas. Y eso fue lo que pasó realmente, no hubo una mala selección de tiros sistemática por parte de ninguno de los dos, y las defensas en el perímetro tampoco fueron superlativas, la pelota simplemente no quería entrar. Y siempre es una decepción ver un partido al mejor nivel, donde los porcentajes sean tan malos. El dato que lo refleja: Clippers se llevó el partido tirando un 37% en tiros de campo.    

 

🏀 EL QUINTETO 🏀

Patrick Beverly (Clippers), Landry Shamet (Clippers), Luka Doncic (Mavs), Kawhi Leonard (Clippers) y Montrezl Harrell (Clippers)

 

💿 BONUS TRACK 💿

Sin dudas fue el punto bajo de la noche, en una jornada donde todos los ojos estaban centrados en el American Airlines Center, no solo por ser el único juego sino porque era la vuelta de Porzingis, justamente el letón vio aumentados sus minutos en el cinco, pero por malos motivos. Es que a falta de 2:53 para el final del primer cuarto Dwight Powell estaba en el poste alto y cuando quiso penetrar el tendón de aquiles de su pierna derecha le dijo basta. Luego del partido se confirmó su rotura que termina la temporada del pivot de Dallas. 

.

Conferencia Oeste
Conferencia Este