Biguá venció 91-82 a Capitol de visitante y se entrevera buscando un lugar entre los seis mejores del certamen.

Resumen del partido

Diego Cal planteó una defensa en zona 3-2. Demian Álvarez con rompimientos y una bomba puso los primeros siete puntos del Pato que se sintió cómodo. Zanotta y Warren se sumaron con tiros a distancia, el 4/5 en triples era elocuente por lo que el dueño de casa pasó a defender al hombre. Con Álvarez y Trelles el equipo del Prado tuvo otra intensidad. Harrison fue importante y Cáceres cerró bien. De todas formas, con puntos de Santos y Robinson los de Rovira se fueron 27-18 arriba.

Jones puso un triple y Zanotta desde la conducción siguió liderando a su equipo que tomó 15 de renta. Capitol se quejó mucho de los jueces y se desenfocó, si bien en algunas jugadas le asistía razón el reclamo, se fue de partido. La principal virtud del local fue atacar el aro y cargar de faltas al rival. Wenzel tuvo un buen ingreso y Cáceres sumó desde la línea. Thomas fue vertical y encontró dividendos con su explosión física. Un doble largo de Demian llevó la diferencia a 10 (51-41) al cabo del primer tiempo.

El complemento comenzó con un 5-0 de los de Rovira que era presagio de noche rápida y fuga inmediata. Pero Capitol dio el resto. Respondió con un 12-0 con puntos de cuatro de sus cinco hombres en cancha. Reparto y efectividad de los de Cal que hicieron levantar a su gente al ponerse a tres (56-53). Llamativamente el DT del Capi tocó el equipo y del otro lado Zanotta apareció en pasaje brillante, anotando y generando para entrar ocho arriba al último.

Cuarto final con una constante, renta de 10 que Biguá no terminaba de liquidar mientras Capitol no tenía argumentos para descontar. Santos y Warren dominaron la pintura y el retorno de Demian fue clave para aportar puntos necesarios que redondearon el triunfo. Además, la visita fue inteligente para defender en el momento cumbre y se terminó quedando con el punto con cierta comodidad.

UNO x UNO

CAPITOL

Lado (4): La prolijidad de siempre, su equipo necesita que genere un poco más. Thomas (7): Por momentos imposible de frenar, neceista más constancia en el protagonismo. Barriola (5): Correcto debut, con margen para la mejora desde lo físico. Cáceres (6): Asumió la titularidad muy bien, terminó sufriendo a Warren atrás. Harrison (8): El mejor de su equipo. Hizo todo. Queda muy solo sin otro interno definido. Trelles (3): No fue su mejor noche. Álvarez (4): Cambió la intensidad defensiva en su primer ingreso, pero nunca se metió de lleno en el partido. Wenzel (5): Su primer ingreso fue bueno. Pereira (-): Poco en cancha. Cal (4): La zona del inicio no fue efectiva, tocó el equipo en el momento de reacción.

BIGUÁ

Perdomo (4): Arrancó bien, se fue quedando. Zanotta (9): El destacado. Álvarez (8): Marcó el camino, importante desde la versatilidad de su goleo. Santos (8): Dejó El Prado limpito, puso toda la basura en su lugar. Warren (6): Rendidor nato. No falla. Robinson (4): Nunca entró en el funcionamiento del equipo, se notó que era su primer juego. Jones (7): Se crió tirando en esos aros, fue evidente. Buena noche. Rojas (3): Se cargó rápido de faltas y no logró influir. Arregui (4): De rol. Arevalo (-): Jugó el cierre. Rovira (7): Rotó muy bien, buen manejo de los minutos de sus jugadores. Dio soluciones defensivas para el último cuarto.

EL VAR

Adrián Vázquez, Washington Chamorro, Christian Hirigoyen (3). Dualidad de criterios y fallos evidentes no pitados. Vázquez intentó encaminarlo, pero no pudo.

_______________________

Lo destacado

Zanotta fue el hombre de la noche. El partido se jugó al ritmo que él impuso. Manejó los tiempos y generó ventajas en todo momento para el bien de su equipo. Además puso puntos en momentos claves. Las 14 unidades, 9 asistencias y 4 rebotes quedan cortas para destacar el enorme trabajo del salteño. La gran figura de Biguá.

Lo distinto

Hermosa noche de verano para salir a dar una vuelta. Nadie se quería perder el partido. Ahí cayó “el oreja”, utilero de La Trasnochada que otro año más sale del club, pero hoy no había ensayo porque se tomaron unos días de descanso antes de encarar la recta final para el carnaval. Pero el amigo no llegó solo, apareció con un canino, el perro del “Jano”, el cantinero del Capi. No es casualidad, que el animal sea blanco y negro, en Capitol todo es así…