Se fue la segunda mitad de la semana de la LBM y con ella, una nueva copa que quedó en manos de Cachengue. Esto y más, en nuestro clásico informe.

Divisional B

En un partidazo, Dardorland Palermo se quedó con la primera final ante Domingo Savio, por 57-55. Los Savios tuvieron su mejor pasaje en el tercero, con Manuel Tomé atacando la pintura, y con los triples de Marcio Matoso, para abrir 12 de ventaja. El ajuste defensivo sobre el tirador rival, le permitió al palermitano robar para correr y empezar a traer el juego. Fabricio Badaracco y Alfredo Marichal con triples dejaron a 3 a los suyos. Gastón Poloni terminó siendo el héroe, con tres triples consecutivos que sentenciaron el primer triunfo del Dardo en la serie.

El sábado en 25 de Agosto ser jugará el segundo punto a las 20:15 horas.

Divisional C

En la división más atrasada, se dio a conocer el último ascenso en disputa de la LBM. CAP Amateur lo consiguió, tras meterse en la final en el juego 3 ante Taca Taca Fuerte. Fue en cifras de 65-51, en un juego que supo abrir en el tercer chico, con un buen ingreos de Federico Rodríguez para controlar la pintura rival. El trabajo de Bruno Álvarez en la generación fue muy bueno, siendo socio de Guido Fernández para abrir 16. El Sopa supo castigar en momentos calientes para sentenciar la victoria del aurinegro, que vuelve a la divisional B.

El Carbonero jugará la primera final ante Dejan Bodiroga, el próximo lunes a las 22:30 horas en Cordón.

Divisional E

Tras perder en la definición de la “F” en la temporada pasada, Cachengue se quedó en la siguiente con la división superior. Superó en dos juegos a MDAR, siendo el segundo en cifras de 58-52. La paridad fue grande en el correr del partido, en donde la diferencia máxima fue apenas de 7 unidades. El cierre de Mauro Toncopi fue decisivo, mientras que los buenos porcentajes del equipo verde en libres, hicieron que mantenga la diferencia para terminar llegando al tan preciado título.

El de la Costa se consagró con un récord de 13-2.