Unión Atlética derrotó 82-70 a Montevideo con Joaquín Dios y Nicolás Román como figuras, accediendo de esta manera a la final de la serie Metro/DTA, donde aguarda Larrañaga. 

Los dirigidos por Guido Fernández iniciaron con Joaquín Dios, Pedro Simeone, Nicolás Román, Alem García y Sebastian Ibarra. Los de Andrés Blazina comenzaron jugando con Juan Martínez, Santiago Baldriz, Ezequiel Gargallo, Abraham Techera y Pedro Silveira. 

El encuentro en la calle Velsen comenzó bastante entreverado e impreciso para ambos. Los dos equipos aceleraron demasiado su juego y erraron bastante en los primeros minutos. Tanto Fernández como Blazina plantaron defensas zonales y con un gran inicio defensivo, la UA puso un 8-0 liderado por Joaquín Dios, quien fue el responsable de dirigir la mayoría de las ofensivas de su equipo, penetrando y descargando para el tiro abierto de sus compañeros. El ingreso de Felipe Espíndola en el ocaso del primer chico le aportó tiro y una sólida defensa sobre Santiago Baldriz, el más creativo de Montevideo en los primeros diez; 19-8 arriba los de Nuevo Malvín terminado el período inicial.

En el segundo el cotejo continuó entreverado. Montevideo encontró destellos individuales de Abraham Techera pero se vio ahogado por la defensa rival, que provocó varias pérdidas en el elenco del Mercado. El rojo siguió tirando de afuera sin éxito, dependiendo exclusivamente de los aportes de Gargallo y Techera, quienes cargando abajo fueron colaborando para que su equipo se acercara en el score. En 3:45 del segundo chico la UA ganaba por ocho y ya acumulaba cinco faltas colectivas. La visita comenzó a ir frecuentemente a la línea de personales y sumado a algunos errores en los ataques azulgranas, pudo aprovechar para correr la cancha, colocándose a cinco faltando 2:14. Sin embargo, con cinco puntos al hilo de Simeone, Unión terminó sacando ocho y se fue ganando por esa cantidad al descanso largo. 

La UA arrancó mejor el complemento, con Dios como motor y los aportes mayúsculos de Román, el vigente campeón de la serie Metro/DTA sacó la máxima de dieciséis hasta el momento, con gran nivel colectivo y siendo ampliamente superior al contrincante. El rojo no encontró variantes a la zona propuesta por Unión Atlética y padeció no haber estado fino desde el lanzamiento exterior; 53-36 finalizó el tercero. 

¿Querés aprender algo sobre intensidad? Preguntale a los pibes de Unión, que no bajaron el nivel defensivo en ningún momento y con un buen arranque de Simeone, mantenían una renta considerable, 58-44 a falta de 7:22 para el silbatazo final. Montevideo, por su parte, ajustó en defensa y provocó varias equivocaciones en el rival. El partido se tornó con errores nuevamente, llevando a que los de Blazina redujeran la ventaja a nueve en la mitad del período. 

Con una gran racha de puntos entre Baldriz y Gargallo sumado a un parcial de 10-2 la visita se logró poner a cuatro faltando dos minutos. Unión Atlética no encontró gol y a excepción de un triple de Pedro Simeone faltando 1:37, los de Fernández no lograban generar producto de la gran defensa colectiva del contrincante. Con un doble en bandeja de Dios, los de la calle Velsen abrieron siete faltando un minuto. Los de la calle Porongos perdieron una bola decisiva y mediante singulares, Unión Atlética terminó venciendo 82-70 a Montevideo en un partido donde dominó gran parte del mismo y se le complicó más de lo debido. El azulgrana jugará su segunda final consecutiva, enfrentando a Larrañaga por el título de la Serie Metro/DTA.

El goleador en el ganador fue Joaquín Dios con 19 unidades, mientras que Pedro Simeone y Nicolás Román finalizaron con 14 puntos cada uno. En Montevideo, Ezequiel Gargallo terminó con 31 y Abraham Techera culminó con 18.