El Ciclón sopló en el final y se llevó un punto que tenía casi perdido ante Peñarol, Batista fue figura y San Lorenzo se acomoda como líder de su grupo.

La superioridad en el arranque fue claramente para el locatario, el “Milrayitas” de Mar del Plata de la mano de Vaulet llegó a sacar 13 en el primer cuarto; aunque tras un tiempo de Muller mejoró un poco San Lorenzo que se fue perdiendo 27-16 del primer chico.

De rachas fue el segundo cuarto, ya que de movida Peñarol abrió 18 gracias a un 8-1, pero tras otro minuto de Muller un 10-1 del Cuervo lo volvió a arrimar. Libres de Tabarez cerraron el cuarto para Peñarol 55-49 tras un goleadísimo segundo parcial.

San Lorenzo gracias a sus extranjeros Tucker y Williams se puso a tiro en el amanecer de la segunda mitad, pero entre Thomas y Belardo (el ex Atenas en nuestro país) volvieron a alejar al conjunto marplatense. 74-68 llegaron al último chico con la ventaja locataria.

Un Devin Thomas encendido como casi toda la noche le devolvió tranquilidad a Peñarol rápido en el último, pero de a poquito con Vildoza y Mata como estandartes el Cuervo le fue comiendo la ventaja hasta llegar a la definición tanto a tanto. En la última el azulgrana perdía por dos y Marcos Mata clavó tremendo triple que significó este durísimo triunfo para San Lorenzo que estuvo casi siempre detrás en el score y se lo llevó por 90-89. El equipo de Batista que visitará el domingo 20 a Weber Bahía empieza a acomodarse en el primer lugar del Grupo D.

Batista viniendo de la banca fue gran figura ofensiva en su equipo poniendo 16 puntos (7/13 en dobles y 2/3 en libres), 10 rebotes, una asistencia y un recupero en tan sólo 18:27; siendo además el goleador de su equipo. El máximo anotador de la noche fue Thomas que sumó 25 para Peñarol