Las luces de la cancha todas apagadas y la cantina del club con los parroquianos de siempre. "Ya debe estar por venir, siempre llega primero que todos" dice uno de los más fieles cuando sale a saludarnos. Dicho y hecho. Encapuchado, vestido con ropa deportiva, llega, saluda y hace la clásica ronda con besos y abrazos a todos los que siempre dicen presentes en esa zona que da a espaldas del manicomio. Refresco y aperitivo en mano, nos sentamos en la tribuna que aún persiste oscura y comienza una charla que traza su actualidad, sus vivencias y su forma e idea de ver el basquetbol con el quién hoy es director técnico de Reducto: Stéfano Digenio.

¿Cómo encara Reducto esta nueva DTA?

Reducto como club, más allá de que yo soy nuevo y me plantearon este desafío, aspira a ascender de todas maneras. Está en pleno crecimiento, tiene el deficit que no está compitiendo en formativas en este momento pero el objetivo es incursionar en eso nuevamente para el año que viene con el empujón que pueda ser esta DTA.

¿Cómo te llegó esta propuesta?

A mi me llamó el agente Carlos Roca que fue el encargado de manejar el tema del armado del equipo más allá de que él con el club no tiene ningún tipo de compromiso, ningún contrato. Por parte de unos amigos lo acercaron y me llamaron a mí. Tomaron referencias mías a pesar de que quizás no soy un entrenador conocido aunque laburo desde 2009 en el basquetbol con el tema de las formativas. Me gustó la idea y acá estamos.

¿Es un plus contar con una base de jugadores que ya saben lo que es defender a Reducto?

Reducto fue un poco animador de la DTA más allá de que si uno miraba "las apuestas" no se veía que iba a llegar a la final. Tenía muy buenos jugadores. Mantiene al Manzana García que se puede decir que es uno de los bases estrellas que tiene la divisional en estos últimos años. Sigue Diego Silva que es uno de los emblemas de la divisional y goleador. Vuelve al club Castello que fue capitán y defendió a Reducto muchos años. Tenemos una base de pibes como Russi, como Juan Manuel Rodríguez que son gurises con muchas ganas y mucho nivel. Se mantiene una base y se agregan en los puntos más flacos del plantel buenas incorporaciones. Potenciar una base es el camino, no es siempre venir y armar un equipo de cero porque la identidad de un club o el conocimiento no es fácil de aprender.

¿Cuál crees que es el nombre que puede gravitar en esta DTA para tu equipo?

Cuando armamos el equipo buscamos no amontonar jugadores si no que se complementaron entre ellos. Te puedo empezar a nombrar uno por uno y el Manzana es un base cerebral que ha jugado Metropolitano y DTA. En el metro es un base más asistidor, repartidor de juego mientras que en esta divisional ha cumplido la función de goleador. Silva es goleador por naturaleza. Sumamos a Lucas Lepiani que lo conozco desde Hebraica que tiene un potencial tremendo, anotador nato. Está a Maxi Botta que los últimos dos torneos que jugó cortó la red, no hay mucho más para decir en ese sentido. Vino Matías Martínez que a mi entender es un jugador de Liga que no juega porque su vida personal hace que tenga un trabajo en el cual tenga que poner en la balanza si le gusta el deporte de alto rendimiento que le evita tener ese trabajo o si sigue jugando al basquetbol en buenos niveles pero mantiene su carrera laboral. Con esa base de cinco jugadores, yo le sumo a que tenemos un plantel de 15 que es a valorar por los jugadores que no hay que quedarse con un 12 si no con 15 y creyendo que del 1 al 15 tienen la misma importancia y laburando a la par tengo un 15 muy parejo. No se notan las modificaciones. Luego el peso de los nombres hace valer más en un partido puntual, pero a la larga durante todo un torneo donde se complemente el base titular con el suplente, y así todas las posiciones, es la ventaja que tenemos en el armado.

¿A qué pretende jugar tu Reducto?

La idea es creer en lo que tenemos. Tuve la total libertad para armar el plantel, todo lo que pedí lo tengo y no hay excusas para nada. Nosotros queremos defender y correr. Ser un equipo intenso por eso era importante ser un plantel largo. No vamos a depender de un jugador, si no de un juego netamente colectivo. Lepiani es goleador y un gran jugador, el día que esté mal ofensivamente, tal vez está corriendo y defendiendo nos permite que Botta sea el que haga los goles de corrida o que el Manzana reparta siete asistencias y terminemos definiendo a velocidad. Si vamos a esperar siempre el 5x5 a defensa estacionada es difícil. Este torneo varía desde el entorno hasta los jueces. Son los primeros años de ellos, va a haber más errores, el clima va a hacer su partido. Por eso los nombres importantes tienen más facilidades ante alguna situación peculiar. El más nuevo quizás te da más intensidad u otro juego pero quizás el clima sea agobiante para el jugador y van a responder los otros.

¿Qué tan importante es esta cancha para ustedes?

Esta es una cancha atípica que sinceramente la recordaba más cruel de lo que es. Es una cancha que junta tierra pero cuando está limpia tiene un bitumen bastante liso. Tiene dimensiones grandes y no es la caja de zapatos que se te mete una zona y te aniquila. Es una linda cancha para defender y correr. Los aros están muy bien y no están torcidos. Nosotros queremos hacernos fuertes de local pero también es diferente porque no contamos con parquet, no tenemos piso flotante entonces ahí cuesta. Lo que nos potencia también nos puede jugar en contra.

¿Cuáles son los objetivos para este año?

Reducto se trazó un desafío lindo y ambicioso como es ascender. Obviamente que ascender lo van a poder hacer dos equipos de los cuales se habla de una DTA que va a ser más fuerte que las anteriores. Leí por ahí que si le pones dos extranjeros armás un plantel de Metro y no creo que llegue a eso pero si considero que es más competitiva, con más renombres. El éxito para nosotros va a ser llegar a nuestro techo y no ascender. El ascenso luego es la conclusión de si la metiste más que el otro en los momentos claves, si tuviste la suerte de tu lado y te acompañó durante el torneo que también existe. El objetivo es ascender pero sería de agrandado o de creído decir que es solo nuestro único objetivo. Queríamos armar un equipo que se plante en cancha, que haya comunión en ellos y llegar a nuestro techo. ¿Qué si yo creo que tenemos el plantel, las individualidades y lo colectivo para llegar a ese ascenso? Sí, lo creo.

¿Cuál crees que puede ser el jugador más desnivelante de la divisional?

Es difícil porque hay muchos jugadores de nivel y muchos jugadores con características distintas. Urupán tiene a Charquero que quizás hoy no sepamos como está pero es un tipo que resuelve. Tiene al Pepusa que fue animador del Metro, nosotros tenemos a Maxi que fue campeón del Metro y de la pasada DTA. Diego Silva que es un goleador tremendo. Rodrigo Cardozo es uno de los jugadores de nivel que hay para este torneo y si sigo nombrando son muchísimos.

¿Qué aprendiste de Lovera?

Además de ser su ayudante este año, fue entrenador mio en formativas y es alguien que me ha marcado en todo. En el deporte porque es un tipo de basquetbol, que viene de una familia que vivió y respira deporte. Es un loco que además de lo que sabe, lo sabe por todo el tiempo que estuvo volcado a esto y te das cuenta que ama esto. Después he aprendido mucho en el manejo de grupo, en anular el sistema ofensivo del rival porque el basa su juego en vez de potencia su juego intenta cortar lo que propone el rival, hacer cambios defensivos. De eso aprendí mucho pero más aún de la pasión que mete y le tiene al deporte.

¿Estás conforme con la duración del certamen?

Es un torneo corto y no tiene misterio. Más que la duración habría que plantearse si están bien los calendarios de los torneos en el Uruguay. Si está bien que primera y segunda no se juegue al mismo tiempo. Si está bien que se juegue el Metro como se juega totalmente en invierno y DTA que se juega totalmente en verano. Hay para plantearse muchas cosas y obviamente se habla de si hay jugadores o no para que se jueguen los torneos al mismo tiempo, porque los jugadores utilitarios de Liga se están yendo para afuera o prefieren jugar una DTA a veces. El porque esforzarse en un doble horarios para que quizás la plata no sea tanta para todo el desgaste que eso conlleva y la exigencia marca. Hay muchos aspectos del calendario y del formato de cada certamen para ver. Después si es corto o largo no te puedo decir si está bien o mal, es un certamen corto que hay que afrontarlo tal como es. Pero que en una sola rueda de un torneo ya quedes clasificado para arriba o para abajo, es raro. Tenés que llegar a tu mejor momento a la primera fecha. Al revés de la Liga que es un torneo largo, quizás vos en las dos primeras ruedas haces un papel discreto y vas involucrando a todos al equipo y vas creciendo paso a paso, llegás a tu mejor momento entrando a los playoffs. El torneo corto tenes que llegar al 100% al primer juego.

¿Que opinión merece que el DT de la Selección Nacional esté a cargo de un equipo en la competencia interna?

Yo no soy quien para juzgar si está bien o mal o que entrenador puede estar en un lugar o no. Sí creo que algo de calendarios, del formato de como se trabaja acá, hace que se dé de esa manera y si se da es porque algo lo permite. Después si es lo mejor no se, la verdad que no lo se. Hay que ver si el entrenador a cargo de la Selección mayor tiene una seguidilla o una continuidad en la Selección mayor que le permita dirigir otra cosa, si el está abocado unicamente a la Selección, full time y tiene muchos torneos para enfrentar te digo que no me parece que esté en dos lugares al mismo tiempo. Ahora si tiene tres meses con la Selección en pausa y tiene tiempo para trabajar, bienvenido sea.

¿Cuáles son los candidatos para esta DTA?

Antes de arrancar el torneo te puedo decir que hay varios candidatos y no son dos. Decirte solo dos sería dejar afuera a muchos por esa carrera al título. Urupán yo lo veo como uno de los más fuertes. Veo a un Olivol Mundial muy bien armado. San Telmo sin que nadie lo nombre mucho armó un equipo competitivo con grandes figuras. Está Capurro que armó un gran plantel, nos veo a nosotros animando la DTA y siempre hay alguno que se mete por volumen basquetbolístico o porque se le van dando los resultados. Yo no creo que no sea por esos cinco que nombré.

¿Sos feliz en el basquetbol?

Sí totalmente. Si no, no lo haría. El basquetbol redituable no te puedo decir que es salvo para cinco o seis de la ronda de Liga quizás y no creo que nadie lo haga estrictamente por trabajo o por plata. Es una pasión y por eso hace que lo vivamos así. Hacemos los cursos, las actualizaciones. Estuve ayer, antes de ayer y el viernes todo el día adentro de un gimnasio. Y es como te digo, si me decís que es por plata no te creo. Yo creo que no hay nadie que en el basquetbol uruguayo lo haga solamente por plata.