Emiliano González fue uno de los hombres importantes en el último cuarto para quebrar el juego a favor de Cordón y poner al albiceleste en la final por el segundo ascenso a la Liga Uruguaya. Tras el partido se detuvo a dialogar con Básquet Total.

Sobre el punto de esta noche, donde poco importaba como se conseguía comentó: “Por supuesto, la idea primordial era defender, que nos hicieran la menor cantidad de puntos posibles que era un poco el punto flaco nuestro. Después, si ganábamos 2-0 ya estaba, pero partiendo de esa premisa, jugando bien o jugando mal, esa era la idea  y lo hicimos bien ya que terminaron en 46 puntos”.

“Fueron golpes duros que a nadie le gusta recibir (derrotas vs Larre Borges y Miramar), más que nada por el tema de salir campeón. Pero esto es un torneo de ascenso y seguimos teniendo las chances intactas. Ahora tenemos que pensar en Peñarol, ellos nos ganaron de la misma manera que lo hicimos nosotros, así que va a estar lindo y ojalá se nos pueda dar”, indicó una de las figuras del elenco albiceleste.

Sobre sus dos triples claves ante la zona del rival, circunstancia que les ha costado mucho atacar dijo: “Es un tema de confianza, de seguir practicando. Es verdad que el partido pasado en el segundo tiempo se me cerró el aro y hoy se me abrió en el último cuarto. Por suerte sirvió para que nos llevemos la victoria que era lo importante”.

“Fue el partido más largo que jugué en mi carrera sin dudas y el que individualmente jugué más también. Hasta hoy, sigo superando las consecuencias, pero bueno, hubiese sido una anécdota mucho más divertida si hubiésemos ganado. Nos pegó duro, hablamos el otro día que a veces no sirve practicar tanto, sino hablar más que nada, corregir cosas como grupo y por suerte hoy pudimos resolver y sacar un partido difícil adelante”, manifestó luego del partido histórico de cuatro alargues en cancha de Unión Atlética el viernes pasado.

Sobre Peñarol declaró: “Más allá de mirar lo que es Peñarol, ya hemos jugado juntos, nos conocemos todos los jugadores. A Guerrero no lo tengo tanto, no sé qué tanto puede cambiar la manera de jugar de ellos con él. Tienen siete u ocho jugadores que son muy inteligentes para jugar y pensar. Ahora descansaremos y ya nos pondremos a pensar en ellos”.

“Por supuesto tiene un gusto especial jugar en el Antel Arena, tanto Cordón como Peñarol van a llevar mucha gente, va a tener lindo color. Tengo entendido que si se juega ahí se alarga la definición un poco más por el tema de las fechas. Hay que ver, no depende de nosotros, pero estaría lindo jugar ahí”, agregó sobre jugar en el escenario más coqueto de nuestro básquetbol.

Sobre el rendimiento del equipo, que les está faltando para estar a tono en la definición: “No irnos tanto en defensa. Hay veces que sacamos 15 puntos y con dos o tres bandejas ya se te ponen a 10 y como que estamos flacos en ese sentido para cortar las reacciones del rival. Pero cuando estamos todos enfocados, metidos y fuertes de cabeza, somos duros atrás y en ataque se nos abre el aro con más facilidad”. 

La explicación a esos baches que le ha pasado en ciertos momentos del campeonato dijo: “Los terceros cuartos fueron siempre los puntos flacos nuestros durante todo el campeonato. Lo hablamos el partido pasado, lo repetimos hoy y esperemos resolverlo del todo para los partidos que se vienen. Lo del alargue de la otra vez (donde sacó 7 puntos en el cierre y se lo absorbieron rápidamente) hay poco para hablar, porque fue una cosa totalmente real".

“Sería algo muy lindo para mí, más que nada porque yo estaba el año de la desafiliación de Cordón. El ascenso fue el objetivo que nos pusimos y ojalá lo podamos cumplir”, expuso uno de los referentes del equipo de Diego Palacios.