Lagomar venció a Verdirrojo y finalizó invicto en la Reclasificación. Una de las piezas importantes fue Gianfranco Espíndola, que finalizado el partido, habló con Básquet Total.

El verde hizo los deberes y ganó, sin embargo en Bohemios no se dio el resultado deseado. A pesar de eso, Espíndola destacó la importancia del punto ante un rival al que volverá a enfrentar en playout: “No se dio el resultado que esperábamos en el otro cruce, es una macana. Pero nosotros lo que buscábamos es seguir invictos en el Reclasificatorio y llegamos con otro aire. Por fin podemos demostrar para lo que estábamos, aunque fue demasiado tarde. Era ganar los partidos, que nosotros podemos, cerrarlos mejor. Hoy era un partido muy importante también para marcar la cancha, porque el cruce va a ser contra ellos”.

Respecto a la serie ante Verdirrojo dijo: “Más que nada tenemos que estar más concentrados nosotros. Tuvimos muchos errores muy infantiles y por muchos momentos empezamos a jugar la doma que ellos nos propusieron. Fue un juego de mucho contraataque, de mucho golpe y cuando entramos en ese juego no nos sentimos cómodos. Nosotros somos más de jugar en el 5×5, más ordenados, más cómodos, pasándonos la pelota entre todos”.

Lagomar quedó a un punto del desempate y Gianfranco recuerda los finales cerrados que dejó escapar su equipo: “Un poco nos queda la espina porque nos merecíamos estar en otro lado y si hubiésemos metido esos finales cerrados, que eran una pelota o dos a veces, hubiésemos estado en la parte de arriba, que es donde merecíamos estar”.

Se refirió también a su primer Metro como ficha: “La evaluación es muy positiva. Mejoré muchas cosas, como el tiro de tres, la confianza en mí y las lecturas en el 5×5, me parece que lo estoy mejorando bastante que es algo que yo me debía y sobretodo la defensa”.

Además, respecto a lo que venía a buscar a El Metro añadió: “Lo que más quería era tener minutos y estar en un cuadro que pudiésemos pelear. No se dio el poder pelear arriba, pero estamos peleando en la parte de abajo y la idea es salvarse del descenso. Sin duda que para eso estamos. Después, la idea mía es siempre mejorar, cada día agregar más a mi juego y creo que lo estoy logrando”.

También dejó sus sensaciones del Sudamericano U21, en donde logró un cuarto puesto con la selección y el oro en la modalidad 3×3: “Este año más que nada, yo me propuse conseguir un cuadro de Metro para poder jugar, poder estar en la preselección, por suerte terminé viajando y más que nada, conseguir un cuadro de Liga, que lo pude conseguir. Allá en Colombia nos pasó lo mismo que acá en El Metro. Tuvimos finales cerrados que nos costó cerrarlos, como con Argentina, que era el pasaje a la final. Pero dejamos todo en la cancha, no nos podemos recriminar nada”.

Espíndola defenderá a Nacional en la Liga y sobre esto dijo: “Más que nada me va a ayudar a fortalecer mucho mi juego y me va a cambiar mucho el juego de ir tanto al contacto. Voy a tener que intentar generar más para los demás desde el pick, porque al haber tres extranjeros, va a haber menos espacios en la zona, entonces va a ser mucho más complicado ir a buscar el contacto abajo”.

Gianfranco se refirió a su largo viaje de Capurro hasta Lagomar, día a día para ir a entrenar: “Lleva bastante tiempo venir, pero se hace agradable el viaje. Además conseguí compañero en Pocitos, voy hasta ahí en bus, después me trae hasta Lagomar, después me lleva hasta allá. Pero se hace agradable, aparte con la gente que hay acá no me puedo quejar”.

El oriundo de Capurro se refirió al ambiente familiar del de la Costa: “A mí me encanta. Estoy muy contento, están en todas, siempre están pendientes de vos, si estás bien, si te pasó algo, si necesitás algo. Me tratan como uno más, como si yo hubiese hecho las formativas acá. Me encanta”.