Unión Atlética volvió a ganarle a Peñarol y lo dejó sin chance de título. Manuel Mayora fue sin dudas el mejor de la UA, asumió cómo un veterano de mil batallas y es solo un pibe. Al final del partido se tomó tiempo para hablar con Básquet Total.

Extenuado, agarrándose las rodillas, tomando bocanadas de aire. Así estaba Manuel antes de la nota. Es que jugó los 40 minutos y no dio pelota por perdida jamás, ni en el peor momento del partido, ante las bajas, el pibe sacó su guerrero de adentro: “Somos un equipo muy guerrero, muy agresivo, esa ha sido nuestra característica todo el torneo. Es increíble este triunfo porque nos pasó de todo sinceramente. Primero que Jackson se fue y estaba jugando espectacular, a mi me tocó dejar el equipo cuando fui al Sudamericano, se nos rompieron dos jugadores importantísimos cómo Héctor Silva, que es el capitán y “Charlie” (Martín Couñago) y con esas bajas venir y ganarle a Peñarol, otra vez, es hermoso y nos da confianza, creemos mucho en este plantel”.

La baja de un jugador cómo Couñago en el equipo de Unión Atlética es más que sensible, pero Mayora demostró que está para tomar la posta en el resto del torneo, a pesar de lo que pasa fuera del rectángulo de juego con todo el tema de las apuestas y el haber ido a declarar, su mente esta en jugar al básquet: “Todo el tema éste que ya se sabe de las apuestas, que este mi nombre me ha dolido mucho porque se ve lo que entrego en la cancha. Esta situación me ha desenfocado, es imposible concentrarme al 100%. Hoy eso trate de dejarlo afuera, de mañana tuve una pérdida muy grande y también estoy feliz por eso, hay que seguir metiendo, creemos en nosotros”.

A falta de una fecha Unión está en el sexto puesto de la liguilla, el equipo sabe que sería importantísimo ser quinto para tener la ventaja de 1-0 en el arranque de los playoffs: “La ilusión del ascenso la tenemos, sabemos que es difícil. Ahora solo pensamos en quedar mejor posicionados para los playoffs y tener la chance de arrancar 1-0 arriba y tener esa ventajita que ayuda mucho tener un partido ganado sin jugarlo. Si nos toca quedar en la parte de abajo vamos a salir con todo. Demostramos que le ganamos a Peñarol y ese es un mensaje para todos los equipos, qué vamos a ir con todo contra cualquiera”.

En el final Manuel habló de la experiencia que le dejó el Sudamericano U21 y lo que significa defender la celeste: “Defender a Uruguay es hermoso, nos hubiera encantado otro resultado, se dijeron muchas cosas cuando perdimos. Dimos lo mejor por la selección, por representar a nuestro país. Jugar en la altura fue muy difícil y las demás selecciones son muy buenas y competitivas también. Quedamos en las semis contra Argentina, pudimos haber ganado y pasado a la final y eso hubiera sido otra historia, pero así es el deporte”.