Hebraica Macabi derrotó a Aguada cómo visitante con un fenomenal Guillermo Goncalvez que parecía un mutante con la mezcla de varios animales.

Cuerpo de león, grande y con melena para agarrar todos los rebotes, manos de pulpo, de tantas asistencias no se cuantas manos tenía, ojos de águila para dejar y ver siempre a sus compañeros en mejor posición para el gol y piernas de leopardo para darle velocidad al ataque. Eso era Guillermo Goncalvez.

En Aguada comenzaron Enzo Arellano, Ignacio Núñez, Leandro Padilla, Iván Telis y Leandro Margosian. Por su parte Da Rosa colocó a Guillermo Goncalvez, Agustín Godoy, Marcelo Torres, Martín Fazio y Gastón Devia.

El arranque del juego fue todo de la visita, leyendo bien en ataque, poniendo la pelota abajo con Gastón Devia y Agustín Godoy. Atrás Macabi con una férrea defensa al hombre hacía caer en errores de traslado y definición al aguatero. En un rápido pasaje de cinco minutos Hebraica abrió 8 puntos (15-7) con Godoy siendo la principal arma de goleo. En Aguada algo de Enzo Arellano y Leandro Padilla anotando, más gran aporte en el rebote de Iván Telis pero poco aprovechado en el marcador. Los primeros 10 se fueron 22 a 10 para Macabi.

El segundo cuarto Aguada lo arrancó con dos triples consecutivos, primero Telis y luego Thiago Pedrozo. La salida de Arellano se sintió en la conducción que pasó a ser de Pedrozo y nuevamente quien llevaba la bola era el destacado en el local. Poco duró la alegría en el aguatero que se vio superado por la gran actuación de Guillermo Goncalvez repartiendo varias asistencias a sus compañeros, Godoy y Devia nuevamente siendo figuras para que Macabi llegara a sacar 20 puntos (43-22) a falta de dos minutos para el cierre del primer tiempo. Una reacción del local achicó la ventaja con puntos de Telis y Giudice para irse al descanso largo ganando la visita 43 a 29.

El comienzo del tercer cuarto lo tuvo otra vez al equipo local más despierto, triples de Arellano y Leandro Magrosian volvían a achicar diferencia. Pero en Macabi había un zoológico de mutantes, Goncálvez que ya no se sabía que animal era, Godoy corriendo cómo una gacela y Devia metiendo como un gorila, volvieron a hacer reaccionar a Hebraica para abrir cada vez más ventajas, de cara al último chico era de 36, 72 a 46.

El último cuarto decoró el resultado, en el arranque dos triples de Lucas Ghonela para abrir cada vez más diferencias terminaban de cerrar un partido que ya estaba liquidado. Fernando Cabral le dio minutos a todos sus jugadores, Gonzalo Giudice era el más claro y atacaba el aro constantemente con más aciertos que el resto de sus compañeros. El final dejó ver a los más jóvenes de Hebraica medirse ante los rivales, el score fue de 91 a 74.

El jugador del partido fue Guillermo Goncalvez con 7 puntos, 10 asistencias, 8 rebotes y 3 robos. Mientras que vale resaltar a Agustín Godoy con 33 unidades, 6 rebotes, 5 asistencias y 2 robos. En Aguada se destacó Gonzalo Giudice 23 puntos y 4 rebotes y Enzo Arellano con 15 unidades, 3 rebotes y 4 asistencias.