Uruguay obtuvo su primera victoria al derrotar a Colombia por 38-29 con un buen juego colectivo. Mañana se enfrenta a Paraguay por el quinto puesto. 

Ambas selecciones llegaron al Coliseo Abel Jiménez Parra en busca de su primer triunfo en el torneo, y enfrentar a la albirroja este sábado. Las celestes comenzaron con Lucia Auza, Aldana Barragán, Carmela Fontes, Evangelina Rolón y Florencia Mayola. Por su parte las colombianas saltaron al rectángulo con Valeria Rodríguez, Paula Mayorga, María Salguedo, Yerly Palacios y Paula Bustos.

Las chicas comenzaron con la firme defensa que las caracterizó durante todo el torneo, y siendo más solidarias en ataque. Con un goleo repartido lograban irse 6-0 arriba jugados tres minutos del partido. El técnico cafetero pidió un minuto pero fue en vano. Jugando en equipo, y con todas sumando en el tanteador, la celeste se fue 12 arriba, ante una defensa que les permitía hacer lo que quisieran. A partir de ahí la tricolor reaccionó de la mano de su banco, pero la victoria parcial seguía siendo oriental, 12-6 al final del primer chico. 

El segundo periodo fue más dinámico y de ida y vuelta. Cambiando punto por punto, nuestras compatriotas se vieron favorecidas para seguir ganando cómodamente el encuentro. De esta manera se fueron los primeros veinte minutos, en un partido que dejaba poco qué analizar pero tenía a nuestra selección al frente por siete, 20-13. En comparación con otros partidos, las charrúas fueron más efectivas desde la línea de libres, y no tuvo figuras, sino que todo el equipo ayudó. Todo esto sumó a que en un juego chato, la celeste abriera la máxima de 17 (31-14), diferencia con la que se fue a los últimos diez minutos. 

En el ocaso las cafeteras amenazaron con acercarse colocando cinco puntos consecutivos, pero Lucia Auza con un triple y Paula Fernández de gran encuentro, volvieron a darle al equipo la tranquilidad necesaria, pese a los puntos de Ana López que acercaban a Colombia. El reloj continuó corriendo y dictaminó la tan deseada victoria para la celeste por 38-29. 

Uno de los aspectos a destacar, pese a la permisiva defensa rival, es que el goleo no se centró en dos o tres jugadoras, como venía siendo, sino que fue más repartido, dejando en claro la mejora en el juego ofensivo. La goleadora oriental fue Lucia Auza con 10 unidades, secundada por Florencia Mayola y Paula Fernández con 8. Aldana Barragán y Evangelina Rolón sumaron 4 puntos cada una. En la tricolor, Julia Escobar se despachó con 6.

La selección nacional enfrentará a Paraguay este sábado con la esperanza de triunfar y terminar el torneo en la quinta posición.