Malvin derrotó 98-90 a Hebraica Macabi en un partido muy entretenido. El equipo ganador se mantiene con este triunfo en la segunda ubicación.

El arranque del partido fue muy goleado. Ambos equipos comenzaron con buenos números desde más allá de los 6.75, destacándose Cabillón en los locatarios y Godoy en los visitantes, tanto que con solo tres minutos y fracción de juego el score indicaba paridad en 14. Era muy bueno lo que mostraba Dominguez y con una ráfaga de puntos le permitió a su equipo abrir siete unidades de ventaja, que rápidamente fue absorbida  por Malvin, intercambiando gol por gol, superando ampliamente las ataques a las defensas. El playero encontraba goles con mucha facilidad tras cortes al aro y terminó ganando por mínima los primeros diez minutos de juego, 31-30.

En el inicio del segundo cuarto los dirigidos por Martinez llegaron a tomar ocho de renta, con un buen ingreso de García. Muy poco les duró, ya que con Dominguez como figura, no solo haciéndose presente en el goleo sino que generando juego para sus compañeros, Hebraica colocó un parcial de 12-0 muy rápido que le permitió pasar a ganar por cuatro, pidiendo Martinez un minuto de tiempo. Tras el mismo, la renta se extendió aún más ya que no solo se mantenían los porcentajes de acierto anormales para el visitante, sino que corrían de muy buena manera la cancha, tomando ocho unidades de ventaja. Un triple de Previatti y una conversión de Cabillón colocaron a tres a Malvin, que se fue al descanso largo 55-50 abajo.

El complemento cambió considerablemente con respecto a lo que venía siendo el partido. Cómo era lógico, los porcentajes de acierto bajaron enormemente y Malvin comenzó a jugar de atrás hacia adelante, elevando enormemente el tono defensivo, llevando esto a que Macabi transitara una enorme sequía en ataque, donde no lograba fluir, quedando sin gol. En el momento más importante de la noche fue una bestialidad lo que jugó Rodrigo Coelho, siendo una verdadera pesadilla para los de Camacuá, anotando a placer una gran cantidad de puntos en su cuenta personal, llegando a tomar diez de ventaja el equipo del “Chato”. Hebraica cerró el cuarto seis abajo.

Un triple de Joaquin Rodríguez en los primeros minutos del último chico, comenzó a encaminar el triunfo ya que Hebraica carecía de gol y era maniatado por una muy buena defensa colectiva de su rival. El nivel de Coelho continuaba siendo superlativo y restando 5.40 para el final el electrónico indicaba 84-72 para el dueño de casa. En dicho pasaje, Federico Fares juez del encuentro cobró varias faltas técnicas, algunas de ellas equivocadqw, incluyendo una al entrenador macabeo, de manera muy errónea, perdió el humor el juez y se lo hizo perder a los protagonistas. La máxima fue de 14, Macabi tiró la última reacción que le quedaba, poniéndose a siete con tres minutos por jugar pero ahí quedó ya que Malvin cerró de buena manera el juego para quedarse con un triunfo más que justificado, siendo muy superior en la segunda parte.

Rodrigo Coelho y Mauro Dominguez fueron los goleadores del encuentro en sus respectivos equipos con 30 y 25 unidades respectivamente.