Goes se quedó con el clásico del Torneo Sub 23 al vencer a Aguada por 65 a 60 tras fenomenal actuación del número ocho misionero, Lorenzo Gutiérrez.

El cotejo comenzó con más errores que aciertos, con el goense moviendo mejor la bola desde la salida rápida de Sebastián Sosa, para la finalización de Federico González con rompimientos o Lorenzo Gutiérrez desde lanzamientos a pie firme. Hasta que el aguatero encontró buenas manos de tres de Ignacio Núñez y Agustín Ramírez, jugando siempre desde el pick de Iván Telis, para pasar e irse 15 a 14 al primer descanso.

Aguada cometió cuatro faltas en dos minutos y se comprometió rápido. Además, los de Cortizas tuvieron muchas pérdidas, con apenas chispazos de Enzo Arellano y el ingreso activo de Thiago Pedroso. La zona 2-3 anuló el juego en la pintura al rojiverde, mientras que los puntos tras transición o ataques rápidos de Moisés Moncada y Gutiérrez seguían siendo lo más atractivo para que los de Plaza de las Misiones se fueran uno arriba al entretiempo, 33 a 32.

Al regreso, el buen manejo de la bola de Sosa, les permitió encontrar al venezolano Moncada y Joaquín Castro bajo el poste, quienes cargaron y se hicieron fuertes para abrir la máxima de siete. Por su parte, la búsqueda constante de Arellano a Leonardo Margosian y los puntos desde el perímetro de Núñez, eran los que mantenían en partido a Aguada. De todos modos, Castro repitió lo hecho a lo largo del cuarto y con un brillante cierre personal se fueron al complemento ganando 52 a 49.

Algo particular fue lo que le costó a Aguada para resolver los contragolpes con superioridad numérica. Poco le importó a Sosa, quien con sus movimientos de piernas, siguió desarticulando a la defensa y encontrando al compañero libre, principalmente Gutiérrez y su mano asesina. Pero cuando parecía que se abría el final, Núñez le devolvió la ilusión al aguatero de poder empatarlo con un triple, pero fallaron en reiteradas ocasiones. González lo pudo sentenciar desde la línea, pero metió sólo uno y encima en el rebote una falta le dio a Pedroso la posibilidad en el aro de en frente. Pero erró el primero dejando 11 segundos por jugar. Cortaron a Álvaro Midaglia y con suspenso metió uno desde la personal que fue suficiente para quedarse con la victoria clásica por 65 a 60.