Biguá le ganó a Goes 76-74 en el gimnasio de Atenas con cuatro puntos finales de Charles Hinkle y se metió en Playoff donde enfrentará a Malvín

 

Resumen del partido

El gimnasio de Atenas con muchísimo público para una noche que definía la continuidad de un equipo en la Liga y la salida de otro. El clima marcaba una jornada especial.

Biguá comenzó con una zona 2-3 que fue casi un suicidio ante las buenas muñecas Misioneras, Bryant -de gran arranque- y Martínez castigaron a distancia. Cuando fue al hombre, Jackson superó a Young primero y a Warren después, ambos terminaron con dos faltas el primer cuarto. Los de Reig sacaron la máxima de diez. Los de Villa Biarritz cambiaron su intensidad con el ingreso de Joaquín Osimani, su hermano Martín tiró del carro ofensivo, Young aprovechó un par de descargas cortas y lo emparejó el Pato. Con el ingreso de Wohlwend, Rovira decidió doblar a Jackson, pero cayó un triple del Pulpo y un doble final poco vistoso pero certero del foráneo para cerrar 26-21 arriba.

En el segundo Martín Osimani sacó a relucir todo su estirpe, con puntos y asistencias para los internos empezó a sacar a su equipo. Desde el banco tanto Rojas como Joaquín se sumaron al goleo, con triples de Meira y Hinkle pasó el elenco de Rovira. Goes sintió la escasa rotación, perdió la línea ofensiva y no supo como frenar la generación desde el pick central de cualquiera de los hermanos. Si bien Biguá sacó 10, en el cierre Goes aprovechó errores del rival para irse solo seis abajo al descanso largo.

A partir del tercer cuarto fue un verdadero partidazo, sin tantas rachas pronunciadas y más de tanto a tanto. Aguilera y Borsellino fueron los socios de Fernando Martínez, mientras que del otro lado Martín Osimani los hizo jugar a todos, Rojas siguió rindiendo y tanto Joaquín como Meira dando su mano.

En el último, más allá de la paridad, empezaron a jugar su papel las faltas. La cuarta de Jackson no fue, y la quinta fue tontísima. Similar al foul que sacó de partido a Warren, debió evitarlo. Ya sin grandes, Biguá parecía llegar mejor al epílogo, pero Fernando Martínez se prendió fuego y una bomba de Aguilera igualó las acciones. El Enano con una bandeja pasada sacando ventaja de velocidad sobre Young puso el 74-72 dentro del minuto final. A falta de 31 segundos Hinkle quebró la primera línea, lo cortaron y lo empató en 74 desde el personal.

La última fue para Goes, con diferencia de siete segundos entre relojes, Martinez quedó emparejado ante Rojas que lo contuvo y en el intento de reversible la perdió, Hinkle corrió la cancha, evitó la defensa de Aguilera y colocó una bandeja tan agónica como festejada para que su equipo avanzara a Playoff.

UNO x UNO

BIGUÁ

M. Osimani (10): El destacado. Couñago (4): No arrancó bien y no reingresó. Hinkle (7): Anulado por Aguilera, tuvo una noche muy mala hasta que colocó los cuatro puntos más pesados de la noche. Warren (4): Las faltas nunca le permitieron meterse de lleno, la quinta muy tonta. Young (5): Fisicamente muy lejos, sus cortinas son murallas chinas. J. Osimani (8): Cambió la intensidad del equipo y anotó en momentos de sequía. Meira (7): Gran aporte ofensivo, tácticamente dio soluciones. Rojas (9): Sencillo, callado, rendidor, efectivo, un peón de lujo. Rovira (8): La zona inicial dio ventajas, ajustó de forma oportuna, acertó con variantes tácticas adaptándose a jugar con tres grandes y cerrar sin un pivot definido.

GOES

Martínez (8): Demostró su vigencia con un partidazo, la última, seguramente, durará días en su cabeza. Bryant (6): Arrancó para matar, pero en el resto de la noche solo brindó chispazos. Aguilera (8): Sacó de partido a Hinkle y bajó a Osimani en el cierre. Si robaba la bola final, debían hacerle un monumento en Plaza de las Misiones, partidazo para cerrar un gran año. Borsellino (7): Con el corazón siempre suple carencias. Jackson (6): La forma tonta de hacer la quinta le baja puntaje. Brause (4): Perdió un par de rebotes claves, no pudo influir ofensivamente. Wohlwend (-): Un triple importante en sus pocos minutos. Reig (7): Se las ingenió para rotar con un plantel cortísimo. Se fue sin regalar nada.

_______________________

Lo destacado

Los 20 puntos y 11 asistencias son números que perfectamente pueden colocar a Martín Osimani como destacado sin brindar mucha más explicación. Pero el Oso hizo demasiado más que lo que marca su planilla. Guió, ordenó, defendió, alentó y hasta gritó bien fuerte los goles más importantes de la noche. Terminó aplaudido por la gente de su club, esa que lo vio nacer y lo disfruta, la vigencia de un clase A, intacta.

Lo distinto

Un comercio muy famoso, que no vamos a nombrar porque no publicita en BT, pero para que se hagan idea es bien grande, tipo un Macro Mercado, hace el triplazo junto a Alberto Sonsol. Ayer no fue una noche normal, primero fue el de Biguá -que lo descubrimos, es el que anima el entretiempo de los partidos en Villa Biarritz- y la clavó con tabla. Mientras festejaba con su gente, sigiloso, el hincha Misionero fue a buscar la pelota y una vez culminada la euforia, también la metió, para quedar de frente a su público que alentaba al grito de "Dale Goes, dale Go". Los dos hicieron vibrar a sus tribunas y terminaron fundidos en un abrazo festejando el premio. Un momento hermoso.

PD: Si el Gerente de Marketing de Macro lee esto que se comunique con nosotros, Basquet Total también "es negocio" 🙊😂