Abel Agarbado fue la figura del clásico del Norte en el que Olimpia se quedó con la victoria con tranquilidad ante Sayago y finalizado el encuentro nos habló del gran momento que atraviesa la institución.

“Un clásico en el que ellos fueron locales en su cancha con su gente y sabemos que se están jugando mucho porque ya hemos pasado por esa situación. Por suerte el equipo estuvo duro, tanto atrás como adelante, y nos pudimos llevar un punto importante”, comenzó manifestando el base.

Las realidades de ambos era distinta, pero no dejaba de ser un clásico en el que los dos necesitaban de la victoria: “Exacto. Pero a diferencia de los dos partidos anteriores que jugamos, Sayago viene creciendo. Tienen tres extranjeros buenos y en su cancha le habían ganado a Defensor. Así que sabíamos que iba a ser otro tipo de juego, mucho más complicado. Se dio así, pero el equipo respondió bien”.

Nuevamente Olimpia apareció con una cantidad consecutiva de puntos desde el perímetro y allí destacó Abel: “Es la característica del equipo que tenemos, que un día aparece uno y en otro día algún compañero. Eso está bueno porque dificulta a los rivales a la hora de saber a quien defender. Hoy me tocó a mí, en el primer tiempo sobre todo, pero después fue el momento de otros, El Beco (Loriente) y Maxi (Nobile) quien cuando entró también lo hizo muy bien. Este equipo tiene jugadores que aportan en determinados momentos”.

Le consultamos por lo que ha sido la llegada positiva de Dickson al equipo y su aporte constante: “John (Dickson) se ha acoplado bárbaro, tiene mucha energía, a veces erra pero cuando está en esa racha positiva es mortal. Estamos muy contentos con él, esperemos que siga mejorando el equipo y el se continúe insertando”.

Sobre el complicado rival al que van a enfrentar, dijo: “Ahora tenemos a Nacional, un rival durísimo y que viene primero. Los vencimos bien en la anterior ronda y nos van a querer salir a ganar con todo. Pero nosotros estamos concentrados de cabeza, entrenando fuerte y preparándolo”.

Para concluir, nos comentó cómo vivió el clásico: “La realidad es que para el plantel de jugadores es un partido más. Sabemos que la gente lo vive un poco distinto, pero para nosotros fue un encuentro igual de importante que los demás”.