Álvaro Ponce habló con Basquet Total tras el triunfo de Defensor Sporting sobre Olimpia de visitante que devolvió al fusionado a la cima de la tabla.

Esta vez, el final cerrado, quedó para Sporting: ”Veníamos de perder dos partidos por un punto y la verdad estaba harto por como se habían dado, la pizza en la hora de Aguada. Hoy estábamos jugando con un rival que está haciendo un campeonato bárbaro, venía en su mejor momento, en su cancha. Nos remontaron, nos comieron la ventaja, pero ganar en esta cancha de la manera que se dio es fundamental”.

En el tercer cuarto, el fusionado perdió una ventaja considerable, Ponce intentó explicar los motivos: ”Olimpia elevó el tono de la defensa, y se permitió jugar demasiado aspero, parecía un partido de rugby. Pero eso habla bien de ellos que defendieron bárbaro, tienen su mérito, y nosotros fuimos muy blanditos”. Sobre las características del arbitraje la noche del viernes en Colón, agregó: ”Hay variables que no dependen de vos, todas las noches nos encontramos con una terna distinta con distintos criterios. No es ni bueno, ni malo, simplemente nosotros nos tenemos que adaptar a algo distinto según como venga la noche”.

Defensor cambió el base, con todo lo que ello implica para el funcionamiento colectivo, el entrenador aseguró que: ”Nos puede dar muchísimo más, en todos los aspectos de la cancha”.

Sobre el momento del equipo en la Liga, analizó: ”Acá perder es un drama, ahora volvemos a la punta. Pero debemos tener más continuidad, no podemos tener estos baches. Yo se que es básquetbol, en la primera rueda nos habían sacado 15 puntos y lo remontamos, ahora nosotros le sacamos 16 y lo trajeron. En el básquetbol de hoy no hay nada garantido, pero tenemos que tener algo más de consistencia”.