Maximiliano Nobile habló con Basquet Total luego del triunfo de Olimpia ante Hebraica que lo tuvo como revulsivo en el primer tiempo.

El sanducero fue revulsivo desde la banca: "Tuve que entrar a sustituir a Abel (Agarbado) que no es nada fácil, yo estoy siempre a la las órdenes del equipo, por suerte pude ayudar para ganar un partido que nos deja ahí arriba".

Sobre sus aportes, comentó: "Se que mi rol en el equipo arranca por la defensa y a partir de ahí lo que me quede en el juego. Trato de tomar las decisiones correctas, obviamente a veces me equivoco como todos, pero intento darle lo que el equipo necesite".

Olimpia sueña en grande y quiebra la tabla hacia arriba: "Nosotros nos marcamos el objetivo de meternos entre los seis, terminamos el 2018 en ese lugar, no hay que confiarse porque queda muchísimo pero siguiendo así vamos por el buen camino".

El Cabeza habló de la confianza que le brinda el entrenador a los jóvenes: "Gerardo (Jauri) nos recalca que todos somos importantes para el equipo, tenemos que estar preparados, esta vez me tocó a mi y al Cabi (Agustín Cabillón) tener algunos minutos, otras veces fue el zurdo (Juan Viana), nosotros estamos contentos con poder ayudar desde donde toque".

Olimpia se está acostumbrando a ganar en cierres apretados: "Parece que si no es en el final no vale para nosotros, pero bienvenido sea ganar estos finales cerrados, hay que hacerlo jugando bien o jugando mal porque dan confianza al equipo".

Se vienen las fiestas, para Nobile la vueltita por Paysandú es obligatoria: "Voy a ir a saludar amigos y familiares, y descansar un poco que vengo de un año muy duro con el Metro donde he parado poco, pero se disfruta".