Malvín superó a Urunday Universitario 79-77 en el Juan Francisco Canil y de esta forma terminó de la mejor forma la primera rueda de la Liga Uruguaya.

Resumen del partido

Buen marco de público en la Avenida Legrand para observar el juego postergado de la décima fecha por la rotura del tablero. En esta ocasión estaba todo correcto para presenciar un juego en lo previo muy parejo.

Naranja al cielo impulsada por Julio Dutra y arrancó con todo Malvín, rápido 7-0 en ataque, y atrás marcó en zona que confundió a Urunday que estuvo más de 4:00 para abrir el marcador. Se sacó la tapa del aro y siguió de largo el estudioso con gran labor de T. Lee que ocupaba los espacios que le generaba C. Crawford en el juego interno.
Nuevamente pasó el playero al frente con N. Mazzarino, que reingresó al rectángulo de juego e hizo jugar al equipo de P. López. Muy frágil la primera línea del verde, que permitía quebrar al salteño y descargar para H. Passos o culminar él con tiro a corta distancia. Algo de gol aportó F. Lampropoulos que perdió algunos balones en el primer tiempo, pero saltaba de buena forma en las ayudas sobre Lee en defensa, por eso el griego se ganó los minutos en cancha. El primer tiempo se lo llevó el local 35-33 en un cotejo de mucha paridad.

Tras el descanso largo, López rotó mucho y todos fueron importantes (utilizó 11 jugadores del plantel), para sacar una buena renta. Además, el rival se quedaba sin Lee en cancha por cuarta falta, y se quedó sin gol Urunday. Brown que estaba en otro partido, Crawford es de rol, mientras que Medina no terminaba de meterse en el encuentro como lo hizo en el cierre del primer tiempo. Se lució la playa que tuvo una muy buena respuesta de T. Metzger de la banca, distancia de 13 puntos (61-48) a favor del azul.
En el cierre, ocurrió lo que nadie esperaba, posterior al comienzo de Malvín con parcial de 5-0 (bomba de Metzger y libres de Hatila) para abrir la máxima de la noche 66-48 a falta de 8:30.
H. Da Prá miró el banco y puso a Lee con cuatro faltas y Brown, ambos fueron artífice de la reacción de Urunday, también fue importante lo de M. Zubiaurre que fue al hombre sobre Mazzarino y le quitó a Malvín su principal usina de juego.
Empezó a meter la visita y se puso en partido de forma inesperada, con buen rendimiento del quinteto titular, se colocó cerca pero no podía pasar. Y en el mejor momento se queda sin Lee a falta de 2:10 que se va por quinta y su equipo abajo 74-71.
Glover era el hombre en la playa para sacudir al equipo en ataque, abierto, trataba de jugar el aclarado, y Passos en el bajo atacaba a Crawford que no imponía resistencia porque estaba condicionado con cuatro faltas. Nunca pasó el estudioso, pero sí, lo igualó a falta de 00:07, con tiple sensacional de Taboada, 77-77.
Repuso Malvín, pero el rival no estaba en colectivas, cortó Taboada al Pelado Vázquez y a falta de 00:03 sacó de abajo del aro. Tras cortinas indirectas la pelota fue a Souberbielle abierto, tiró sobre la marca contestada de Brown que tapó, le quedó el rebote al “10” que la tiró y cayó redonda en el cesto para desatar la locura y una victoria muy sufrida del playero.

UNO x UNO

MALVÍN

Cabot (5): No anotó, pero generó juego en cierto momento fue clave. Mazzarino (6): Ante defensa en zona es como darle un caramelo a un niño. Glover (6): Bancó sólo en el cierre. Lampropoulos (5): Bien atrás en las ayudas, irregular en ataque. Passos (7): Una bestia. Vázquez (5): Correcto aporte. Santiso (4): No gravitó su ingreso. Serres (3): No incidió en el juego. Metzger (6): Sólo Flores, como su ciudad natal, buenos minutos. Souberbielle (7): Destacado, puntos trascendentes que pueden pesar y mucho. Pomoli (-): Pocos instantes.
López (6): La virtud de poner un tirador cuando muchos quizás lo dejan sentado porque está recién volviendo, por momentos rotó mucho, pudo haber regresado el griego para dar una mano en defensa.

URUNDAY UNIVERSITARIO

Zubiaurre (5): Levantó en el final, asistencia deluxe y marcó bien a Mazzarino. Taboada (7): Jugó sólo en el tercer cuarto, puso un bombazo para igualarlo en el final.Brown (6): Durmió 32 minutos, despertó como una bestia los últimos 8:00. Lee (7): El más regular de los tres, hace uso de su apellido, buena lectura para sacar ventaja.Crawford (6): Un obrero, que corta como un tren al aro. Medina (4): No encontró su tiró abierto, respondió en defensa. Pomoli (2): Aportó muy poco en el recambio.Romero (2): No cambió en su ingreso. Da Prá (5): No le encontró la vuelta al partido, fue mucho tiempo en zona, ajustó sobre Mazzarino y con el equipo titular encendido casi lo gana.

_______________________

Lo destacado

Está volviendo luego de una larga lesión que le impidió jugar la última final de la Liga pasada, es más se lesionó y esa misma noche volvió en muletas al Palacio a festejar con los compañeros, cuando fue uno de los mejores jugadores del campeonato. Marcel Souberbielle, que jugó poco porque está regresando de a poco, pero la muñeca no se pierde y vaya si lo demostró, gigante en la última bola de la noche en el Canil. ¡Chapeau, Marcel!

Lo distinto

Somos un medio bastante serio cuando queremos, y post partido nos quedamos un ratito en el escenario de Malvín y nos percatamos que nunca se cambió el score en el tablero. Vino un niño que estaba tirando, nos indicó con su brazo hacia el marcador y comentó: ¿Por qué dice 77-77 si ganó Malvín? La verdad pibe, no sabemos, lo cierto es que nos fuimos y el score seguía igual, fue tanta la emoción que el del tablero nunca lo anotó y se fue a festejar, pero tranquilo, todos sabemos que ganó Malvín.