En un partido emocionante hasta el final, Hebraica sacó tremendo punto ante Goes al vencerlo 83-82 para pasarlo en la tabla de posiciones.

Resumen del partido

El gimnasio de Trouville fue el escenario de un duelo clave por la ubicación y los objetivos de ambos en esta Liga Uruguaya. De arranque el locatario estuvo mucho más enchufado y con un Semiglia que madrugó a todos llegó a estar 11-2 desde el vamos. El Misionero, sin embargo, emparejó y pasó de largo con un parcial lapidario para cerrar el primer chico arriba por 25-19, con Martínez y Shaw como estandartes.

La ventaja goense se esfumó rápido gracias a Semiglia y a la floja defensa que ofreció Goes. Gastón fue un calvario para el Misionero todo el primer tiempo, Hebraica jugó buen básquet y lentamente empezó a abrir diferencias. Se fue al entretiempo 46-39 arriba el hebreo que jugaba mejor ante un rival que apenas se mantenía en partido gracias al “enano” y Shaw.

El tercer cuarto no fue bueno, muy disputado y con poco gol. Negocio para Hebraica que manejó la diferencia. En Macabi la metía Haller, y en Goes se repartía más entre Martínez, Borsellino y Shaw. El local se fue al último cuarto con una interesante ventaja de 62-52.

Emociones no le faltaron al último chico. Goes llegó a quedar abajo por 15 y todo parecía perdido, pero allí fue cuando aparecieron los mejores minutos del Misionero, empujado por su hinchada y con la enorme figura del “Enano” Martínez, ahora bien secundado por Aguilera y Shaw. Una bandejita clásica de Martínez empató el partido en el último minuto de juego pero en la recarga el “Enano” cometió su quinta falta, un golpe demasiado duro para Goes que dependía exclusivamente de lo que hiciera Fernando en ataque, apenas ayudado por Shaw y Aguilera en una muy mala noche de sus otros extranjeros. Libres de Singletary sellaron el gran triunfo macabeo ante un Goes malhumorado, y con una actuación preocupante de dos de sus foráneos y de su banca de relevos que no aportó puntos.

UNO x UNO

HEBRAICA

Singletary (6): No jugó un gran partido, pero en el final estuvo fino para los libres. Semiglia (8): Tremendo partido, se encendió en el primer tiempo y tuvo destellos impresionantes. Luego no se obsesionó con su tiro y entendió dónde estaba el juego. Horton (5): Jugó para el equipo, pero poco. Haller (8): Se adueñó del partido en el momento más caliente. Williams (4): Floja exibición. Se cargó de faltas. Soarez (6): Entrega, rebote y lucha. Medina (5): Bien en defensa, mal en ataque. Terra (5): No pudo demostrar su talento. Rusch (6): Con confiaza para meter un triple importante. Nieto (7): Movió bien al equipo, se vino abajo al final pero lo sacó adelante.

GOES

Martínez (9): Fue el mejor del partido, el más inteligente por lejos. Su equipo lo extrañó para el cierre. Stocks (4): Mala noche. Aguilera (6): Levantó para la remontada final, fue importante. Borsellino (7): Luchando hasta el final, a veces nublado pero va a todas. Shaw (8): Jugó flor de partido, pero se pasó un poco de rosca y entró en el malestar del público. Brause (4): Flojo, un gran tirador que pareció falto de confianza. Torres (1): Perdido, y jugó menos de diez minutos, lo que demuestra que en sólo dos partidos perdió la confianza del entrenador. Dellepiane (2): Entró y Semiglia lo llenó de goles en cinco minutos. Wohlwend (-): Segundos en el campo. Reig (4): Su equipo jugó muy mal gran parte del partido, especialmente en defensa. Protestó mucho y no transmitió tranquilidad. Nunca encontró soluciones en los relevos.

_______________________

Lo destacado

La pareja de nacionales compuesta por Gastón Semiglia y Federico Haller ganó el partido para el macabeo. El primer tiempo fue de Semiglia, que puso 19 en ese período y acabó con 23, además de 4 asistencias, 3 rebotes y 2 robos; y en el segundo tiempo Haller apareció con todo su repertorio ofensivo para, lejos de amilanarse con las puteadas, jugar su mejor básquet, puso 15 en el segundo período y terminó con 21 y 4 rebotes. El equipo de Nieto demostró que se puede ganar aún sin tener a los extranjeros en buena noche.

Lo distinto

El clima que se vivió en el gimnasio de Trouville fue tenso y caldeado por decirlo de una manera correcta. El duelo aparte de Haller con la hinchada misionera por su pasado y, sobre todo, por la salida de la institución estuvo fuerte, los muchachos de Goes no pararon de “demostrarle su cariño” a Federico con gritos y algunos insultos; el jugador respondió jugando y muy bien, como corresponde. El terceto arbitral también se hizo acreedor de palabras soeces por varios fallos polémicos, uno en especial enardeció a la gente que le hubiera dado a Goes la posibilidad de pasar al frente en los últimos minutos y Gómez ante un balón afuera dio saque para el macabeo. Por nuestra ubicación en la cancha, y nuestra facilidad de lavarnos las manos, aclaramos que no la vimos bien.