Con cifras de 62-45, Capurro venció a Aguada en el segundo partido y accedió a la final de la Copa de Plata que disputará contra Cordón.

Por Federico Ramos

Las Lobas venían de ganar el primer partido por 70-49 y con dos goleadoras destacadas, como lo fueron Lorena Sapio y Valeria Galli. Sin embargo, el goleo en la noche de ayer estuvo repartido.

El partido comenzó bastante igualado entre ambos equipos, aunque fue el equipo rojinegro quien puso un 8-2 en el marcador antes de que finalizaran los 10 primeros minutos. No obstante, el final del primer cuarto se fue empatado en un partido en el cual parecía que sería muy emocionante.

El segundo encontró de nuevo al elenco dirigido por Gerardo Silvera sacando una pequeña ventaja de seis. Pero nuevamente el elenco de la calle San Martin logró traer el partido. A falta de dos minutos para el final, cuando el marcador se encontraba favorable a Capurro por un punto (20-19), las aguateras malograron dos libres que le podrían haber dado la ventaja parcial. Y para su mala suerte, en la siguiente, Sandra López encestó un triple para darle nuevamente la tranquilidad al elenco de Capurro y así cerrar el primer tiempo con cifras de  25-19 para Las Lobas.

En el segundo tiempo, en dos minutos las dirigidas por Adrián Infantini colocaronn un parcial de 5-0 para ponerse a mínima. Las faltas colectivas empezaron a asomar en el elenco rojiverde y faltando seis minutos para la finalización del cuarto, ya estaban en colectivas. Este panorama le permitió a las rojinegras poder sacar 17, a base de ataques rápidos y algunos tiros de media distancia.

Ya en los últimos 10 minutos Capurro se dedicó a dominar el partido y tratar de aumentar la renta (la máxima diferencia de puntos en el partido fue de 23 faltando 6:20 para el final). A pesar de eso, Aguada se armó de coraje en intentó iniciar una remontada, llegando a colocar un 8-0 faltando 1:20 en el marcador, aunque no alcanzó para evitar la derrota.